Gripe: síntomas, tipos y qué tomar

Actualizado en febrero 2024

La gripe o influenza es una infección viral aguda que afecta al sistema respiratorio, involucrando la nariz, la boca, la garganta y los pulmones, causando síntomas como tos seca, fiebre, malestar, congestión nasal, dolor muscular y dolor de garganta.

Existen diferentes tipos de gripe, como la gripe aviar, la gripe española, la gripe del tomate y la gripe porcina, por ejemplo, que varían según el tipo de virus que provoca esta infección.

En presencia de síntomas que puedan indicar la gripe, se recomienda consultar al médico general para que realice una evaluación completa y se indique el tratamiento adecuado, que puede incluir el uso de analgésicos, antitérmicos y antiinflamatorios, como paracetamol, ibuprofeno o dipirona, por ejemplo. Vea qué son los antigripales.

Imagem ilustrativa número 1

Principales síntomas

Los principales síntomas de la gripe son:

  • Tos seca;
  • Estornudos;
  • Fiebre;
  • Malestar;
  • Secreción y congestión nasal;
  • Dolor muscular;
  • Dolor de garganta;
  • Dolor de cabeza.

Además, las mujeres embarazadas, las personas mayores y los niños con gripe también pueden experimentar fiebre alta y síntomas gastrointestinales, como vómitos y diarrea, ya que estos grupos tienen sistemas inmunológicos más débiles, lo que hace que el cuerpo sea más sensible. 

Lea también: Moco verde: 3 causas, por qué salen y cómo tratar tuasaude.com/es/moco-verde

Test de síntomas

Para conocer cuál es el riesgo de que tenga gripe, seleccione los síntomas que presenta en el test de síntomas a continuación:

  1. 1. Fiebre superior a 38º C
  2. 2. Dolor de garganta
  3. 3. Tos frecuente
  4. 4. Dolor de cabeza
  5. 5. Estornudos, secreción nasal y/o congestión nasal
  6. 6. Dolor en el cuerpo
  7. 7. Pérdida del apetito
  8. 8. Cansancio y malestar general

Este test de síntomas es sólo una herramienta de orientación, motivo por el cual no debe ser utilizada como diagnóstico ni sustituir la consulta con un médico.

Tipos de gripe

Los principales tipos de gripe son:

1. Gripe común (H3N2)

La gripe común (H3N2) es uno de los subtipos del virus de la gripe A, que puede transmitirse fácilmente entre personas a través de gotitas que se liberan al aire al toser y estornudar.

Los principales síntomas de la gripe común (H3N2) son dolor de cabeza, fiebre alta, dolor de cabeza, secreción nasal, congestión nasal, cansancio excesivo y dolor de garganta. Vea cuáles son los síntomas de la gripe común.

2. Gripe aviar

La gripe aviar es una enfermedad causada por el virus Influenza A del tipo H5N1, H5N8, H7N9, H9N2, H10N3 y H3N8 en aves, que puede transmitirse al ser humano por contacto directo con aves infectadas o por el consumo de su carne.

Los síntomas de la gripe aviar son similares a los de la gripe común, incluyendo fiebre, dolor de garganta, malestar y tos seca. Sin embargo, la gripe aviar generalmente progresa más rápido, presentando un mayor riesgo de complicaciones como neumonía o sangrado de la nariz o las encías. Vea cómo identificar los síntomas de la gripe aviar.

3. Gripe porcina

La gripe porcina es una enfermedad respiratoria causada por el virus de la influenza A H1N1, que puede transmitirse a través del contacto directo con cerdos infectados o a través de gotitas de saliva que se liberan en el aire cuando una persona con gripe tose o estornuda.

Los síntomas de la gripe porcina son similares a los de la gripe común, como fiebre, malestar y dolor de cabeza, y generalmente aparecen entre 3 y 5 días después del contacto con el virus.

Lea también: Gripe porcina: síntomas, transmisión y tratamiento tuasaude.com/es/gripe-porcina

4. Gripe del tomate

La gripe del tomate es una enfermedad que afecta principalmente a los niños y causa síntomas similares a los de la gripe, como fiebre alta, dolor e hinchazón de las articulaciones, dolores corporales, vómitos y diarrea.

Además, la gripe del tomate también provoca la aparición de ampollas rojas, similares a las del tomate, que afectan a todo el cuerpo y van aumentando de tamaño poco a poco. Sin embargo, esta enfermedad no está relacionada con el consumo de esta verdura.

5. Gripe española

La gripe española fue una pandemia provocada por el virus de la influenza A entre 1918 y 1920, que afectó a toda la población mundial. Sin embargo, la enfermedad desapareció entre finales de 1919 y principios de 1920, sin que desde entonces se hayan registrado más casos de la enfermedad. Vea más sobre la gripe española.

La gripe española podría causar síntomas simples como fiebre alta, dolor muscular, dolor de cabeza intenso y tos seca, o causar complicaciones graves como tos con sangre, sangrado de nariz y oídos, líquido en los pulmones, neumonía y muerte.

6. Gripe del camello

La "gripe del camello" es una expresión popular para el síndrome respiratorio de Oriente Medio, o MERS, que es una enfermedad causada por el virus de la familia de los coronavirus tipo MERS-CoV, que provoca fiebre, tos y dificultad para respirar, y que también puede provocar complicaciones como como neumonía o insuficiencia renal.

Cómo confirmar el diagnóstico

El diagnóstico de influenza lo realiza el médico general, mediante la evaluación de los síntomas presentados y el historial de salud de la persona.

Además, para confirmar el diagnóstico, el médico también puede ordenar pruebas de laboratorio como análisis molecular rápido de antígenos, prueba de PCR e inmunofluorescencia para identificar el antígeno y el virus.

¿Cómo ocurre la transmisión?

La gripe se puede transmitir directamente, a través de las secreciones del tracto respiratorio de una persona infectada con el virus, al estornudar, toser o hablar. Estas gotitas contienen el virus y la infección se produce cuando entra en contacto con las membranas mucosas del tracto respiratorio, como la boca, la nariz o los ojos de otra persona.

Además, la transmisión de la gripe también puede ocurrir indirectamente, al tocar superficies recientemente contaminadas con secreciones de una persona infectada, como manijas de puertas o teléfonos celulares, y luego tocarse los ojos, la nariz o la boca.

Diferencia entre gripe y resfriado

El resfriado es una infección más simple que dura entre 2 y 4 días y puede causar síntomas más simples, como tos, estornudos y secreción nasal.

Mientras que la gripe es una enfermedad más grave, dura de 7 a 10 días y causa síntomas como fiebre, dolor muscular, dolor de cabeza, dolor de garganta, y también puede causar complicaciones como diarrea, dificultad para respirar y neumonía. 

Diferencia entre gripe y COVID-19

En COVID-19, los síntomas pueden durar alrededor de tres semanas y variar de un día a otro, comenzando con fiebre alta, tos seca, pérdida del olfato y el gusto, y pueden progresar a una forma grave, incluida dificultad para respirar al final del día. primera semana, que es más frecuente.

Los síntomas de la gripe duran entre una y dos semanas y se caracterizan por fiebre alta y rápida, congestión nasal y, con menor frecuencia, dificultad para respirar. Vea cómo diferenciar los síntomas del COVID-19 y la gripe.

Qué tomar para la gripe

El tratamiento para la gripe debe ser orientado por el médico general, el cual puede indicar el uso de medicamentos antipiréticos, antiinflamatorios y analgésicos, como paracetamol, ibuprofeno o dipirona.

Además, también pueden estar indicados medicamentos antivirales, como el oseltamivir, especialmente para personas con mayor riesgo de desarrollar complicaciones, como neumonía o enfermedades cardíacas. Vea los medicamentos para la gripe.

Los casos leves de gripe en personas sanas suelen mejorar sin necesidad de utilizar un antiviral en dos semanas. En estos casos, algunos jarabes caseros como el de jengibre o el de remolacha, al tener efectos antiinflamatorios y expectorantes, también pueden ayudar a aliviar los síntomas. 

Cuando los síntomas de la gripe continúan por más de 2 semanas, se recomienda consultar a su médico general o infectólogo, debido a la posibilidad de que surjan complicaciones como sinusitis, bronquitis o neumonía.

Cómo prevenirla

Algunos consejos que ayudan a prevenir la gripe son:

  • Mantener los ambientes bien ventilados, dejando ventanas o puertas abiertas para favorecer la circulación del aire;
  • Lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón;
  • Cubrirse la nariz y la boca al estornudar o toser, con un paño desechable;
  • Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca;
  • No se deben compartir objetos personales, como cubiertos, platos, vasos o botellas;
  • Evitar el contacto cercano con personas con síntomas de gripe;
  • Mantener una dieta equilibrada y una buena ingesta de líquidos.

Además, vacunarse contra la gripe es la forma más eficaz de evitar los diferentes tipos del virus de la gripe y sus complicaciones. Vea más sobre la vacuna contra la gripe.

Dudas comunes sobre la gripe

Algunas dudas comunes sobre la gripe son:

1. ¿Cuánto dura una gripe?

La gripe suele durar entre 7 días y 2 semanas, pero este período varía de una persona a otra. En personas con enfermedades crónicas y personas mayores, la duración de la gripe puede ser más prolongada y el riesgo de complicaciones es mayor.

2. ¿Es posible curar la gripe en 1 día?

No es posible curar la gripe en tan solo 1 día, porque el sistema inmunológico tarda unos días en combatir y eliminar los virus que causan esta afección.

3. ¿Qué puede tomar una embarazada para la gripe?

Durante el embarazo no es aconsejable tomar antigripales, antialérgicos u otros medicamentos sin la orientación del ginecobstetra, pues estos pueden perjudicar el desarrollo del feto. Vea qué puede tomar una embarazada para la gripe.

4. ¿La vitamina C es buena para la gripe?

Algunos estudios muestran que la vitamina C, presente en alimentos o suplementos, puede mejorar la gripe. Sin embargo, aún se necesitan más estudios en humanos para confirmar los beneficios de la vitamina C en el tratamiento de la gripe.

El consumo regular de vitamina C, mejora las funciones de las células de defensa del organismo, ayudando a reducir la duración y gravedad de la gripe.

Lea también: ¿Para qué sirve la vitamina C?: 7 beneficios para la salud tuasaude.com/es/vitamina-c