Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

¿Qué puede causar tos con sangre y cómo tratar?

La tos con sangre, técnicamente llamada hemoptisis, no siempre es signo de un problema grave, pudiendo surgir sólo debido a una pequeña herida en la nariz o en la garganta que sangra al toser.

Sin embargo, la tos con sangre roja viva también puede ser signo de problemas de salud más graves como neumonía, tuberculosis o cáncer de pulmón, especialmente en casos de sangrado excesivo o prolongado.

Por lo tanto, se recomienda consultar al médico cuando la tos con sangre tarda más de 24 horas en desaparecer o cuando la cantidad de sangre es grande o aumenta con el tiempo.

¿Qué puede causar tos con sangre y cómo tratar?

1. Lesiones en las vías aéreas

En gran parte de los casos la tos con sangre es provocada por simples lesiones en la nariz, por irritación de la garganta o debido a algunos exámenes como broncoscopia, biopsia a los pulmones, endoscopia o cirugía para extirpar las amígdalas, por ejemplo.

Qué hacer: en la mayoría de los casos la tos con sangre desaparece por si sola sin necesidad de ningún tratamiento, sin embargo, si se mantiene por más de 24 horas es importante acudir al neumonólogo para identificar el problema e iniciar el tratamiento adecuado.

2. Neumonía 

Tiene síntomas como tos con sangre, fiebre repentina, falta de aire y dolor en el pecho. Generalmente surge después de una gripe o resfriado mal cuidados, donde los virus consiguen llegar hasta los alvéolos, perjudicando la llegada de oxígeno en las células. El diagnóstico es hecho a base de exámenes y el tratamiento puede incluir antibióticos.

Qué hacer: una vez que algunos tipos de neumonía necesitan ser tratados con antibióticos se aconseja acudir al neumonólogo para confirmar el diagnóstico e iniciar el tratamiento adecuado. En los casos más graves, la neumonía puede afectar bastante la respiración, pudiendo incluso ser necesario permanecer hospitalizado. Conozca más sobre los síntomas y el tratamiento de esta enfermedad aquí.

3. Tuberculosis

Además de la tos con sangre que es muy característica en los casos de tuberculosis, esta enfermedad también puede causar otos síntomas como fiebre constante, sudor nocturno, cansancio excesivo y pérdida de peso. En este caso la tos debe estar presente durante más de 3 semanas y no parece tener relación con ninguna gripe. El examen que identifica la tuberculosis pulmonar es el examen del esputo y el tratamiento se realiza con antibióticos. Vea cómo identificar la tuberculosis.

Qué hacer: la tuberculosis es provocada por una bacteria y, por lo tanto, su tratamiento se realiza siempre con antibióticos que necesitan ser utilizados por varios meses hasta que se cure por completo la infección. Por lo tanto, siempre que se sospecha de tuberculosis es muy importante consultar a un neumonólogo. Además de esto, si se confirma el diagnóstico es importante decirle a las personas más cercanas para que también se realicen la prueba de la tuberculosis, ya que la enfermedad se esparce fácilmente. 

4. Bronquiectasia

Esta enfermedad respiratoria causa tos con sangre que empeora poco a poco debido a una dilatación permanente de los bronquios, que puede ser causada por una infección bacteriana o por otras enfermedades como la bronquitis, el asma o la neumonía.

Qué hacer: en una buena parte de los casos la bronquiectasia no tiene cura, sin embargo, es posible utilizar ciertos medicamentos que ayudan a aliviar bastante los síntomas, mejorando la calidad de vida. Estos medicamentos pueden ser recetados por un neumonólogo después de la evaluación de los síntomas.

5. Embolia Pulmonar

La embolia pulmonar es un problema grave que debe tratarse lo más rápido posible en el hospital. Generalmente ocurre debido a la presencia de un coágulo que impide el paso de sangre al pulmón causando la muerte de los tejidos afectados y dificultando la respiración. Por lo que además de la tos con sangre, es muy común sentir falta de aire, dedos azulados, dolor en el pecho y aumento del ritmo cardiaco. 

Qué hacer: siempre que exista intensa falta de aire, acompañada de dolor en el pecho y tos es muy importante acudir rápidamente al hospital para ser evaluado y confirmar si no es algún problema grave como un infarto o una embolia pulmonar.

6. Cáncer de pulmón

Hay sospecha de cáncer en los pulmones cuando hay tos con sangre y pérdida de peso en los últimos meses, sin realizar dieta o ejercicios. Otros síntomas que pueden estar presentes son cansancio y debilidad, que pueden ocurrir cuando el cáncer comienza en el pulmón, como es más común en las personas que fuman, o cuando hay metástasis en el pulmón. Conozca otros síntomas de cáncer en el pulmón.

Qué hacer: el éxito del tratamiento contra el cáncer es mayor cuanto más pronto se diagnostique el cáncer. Por esto, siempre que haya síntomas que puedan indicar un problema pulmonar es muy importante consultar a un neumonólogo. Además de esto, las personas con antecedentes familiares de cáncer de pulmón o que fumen deben acudir con frecuencia al neumonólogo, especialmente después de los 50 años.

Otras posibles causas de tos con sangre incluyen: absceso pulmonar, presencia de hongos en el sistema respiratorio, traumatismo, golpes y problemas cardíacos como estenosis mitral, malformación e insuficiencia cardiaca. Por lo tanto, siempre que se observe este síntoma se debe ir al médico para investigar la causa lo más rápido posible.

Cuándo acudir al médico

¿Qué puede causar tos con sangre y cómo tratar?

Se recomienda consultar un neumonólogo cuando el sangrado es excesivo, dura más de 3 días o está acompañado de otros síntomas como:

  • Orina o heces con sangre;
  • Dolor intenso en el pecho;
  • Mareos;
  • Fiebre por encima de 38ºC;
  • Dificultad para respirar.

Si sospecha que la situación es grave debe llamar para el número de emergencia o debe acudir a la emergencia hospitalaria para que la situación sea evaluada por un médico, el cual realizará exámenes de diagnóstico como rayos X, broncoscopia, tomografía computarizada o resonancia magnética para identificar la causa de la tos con sangre para poder indicar el tratamiento más adecuado. 

Tos con sangre en bebés y en niños

En los niños la causa más común es la presencia de pequeños objetos que se colocan en la nariz o en la boca y acaban yendo a parar en el pulmón causando tos seca y con vestigios de sangre. En este caso es común no haber mucha sangre envuelta pero es importante llevar al niño al hospital para que le realicen una radiografía de tórax para identificar la causa.

¿Qué puede causar tos con sangre y cómo tratar?

El médico también podrá usar un pequeño instrumento para observar los oídos, la nariz y la garganta del niño en busca de pequeños objetos como zarcillos, las maripositas de los zarcillos, maíz, guisantes, frijoles o juguetes que puedan haber sido introducidos en estos lugares. Dependiendo del objeto introducido y de su ubicación, puede ser retirado con una pinza y en los casos más graves, puede incluso ser necesaria una cirugía.

Otras causas, menos comunes, de tos con sangre en bebés y niños son enfermedades pulmonares o cardíacas, que deben ser diagnosticadas y tratadas por el pediatra. En caso de duda, debe ponerse en contacto con el pediatra.

¿Te gustó lo que leíste?   
 /  No

Si tienes alguna duda o encontraste algún error escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto.

Enviar Carregando elementos na página
Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar