Gingivitis: qué es, principales síntomas y tratamiento

La gingivitis es una inflamación de la encía que sucede debido a la acumulación de placas bacterianas entres los dientes, lo que conduce al surgimiento de algunos síntomas como dolor, enrojecimiento, hinchazón y sangrado de encías.

Normalmente, la gingivitis se produce cuando no hay una higiene bucal adecuada y los restos de comida permanecen entre los dientes, lo que favorece la proliferación de bacterias y, por consecuencia, la formación de placas y sarro, produciendo inflamación en la encía.

En la mayoría de los casos, la gingivitis puede tratarse en casa fácilmente por medio del refuerzo de los hábitos de higiene, sin embargo, cuando hay mucho sarro, se recomienda consultar al dentista para remover el sarro y, de esta forma, sea posible disminuir la inflamación.

Gingivitis: qué es, principales síntomas y tratamiento

Síntomas de gingivitis

Los principales signos y síntomas de la gingivitis incluyen:

  • Encía inflamada;
  • Intenso enrojecimiento de la encía;
  • Sangrado al cepillar los dientes o pasar hilo dental;
  • En los casos más graves puede haber hemorragia espontánea de la encía;
  • Dolor y hemorragia de la encía al masticar;
  • Dientes que parecen más largos de lo que realmente son porque la encía se retrae;
  • Mal aliento y mal sabor en la boca.

Ante la presencia de estos síntomas, es importante reforzar los hábitos de higiene bucal, cepillando los dientes correctamente y usando hilo dental, ya que de esta forma es posible evitar la acumulación de alimentos y bacterias entre los dientes y el empeoramiento de la gingivitis. Sin embargo, si aún así los síntomas persisten, es importante consultar al dentista para que pueda realizar una evaluación e inicie el tratamiento más adecuado para prevenir complicaciones como la periodontitis, que puede provocar la pérdida de piezas dentales.

Realice el siguiente test para evaluar sus conocimientos sobre la salud bucal:

Salud oral: ¡ponga a prueba sus conocimientos!

Iniciar la prueba
Imagen ilustrativa del cuestionario
Imagen ilustrativa de la cuestión
Es importante consultar al dentista:
  • Cada 2 años
  • Cada 6 meses
  • Cada 3 meses
  • Cuando tenga dolor o algún otro síntoma
Imagen ilustrativa de la cuestión
El hilo dental debe utilizarse todos los días porque:
  • Evita la formación de caries entre los dientes
  • Previene el mal aliento
  • Evita la inflamación de las encías
  • Todas las anteriores
Imagen ilustrativa de la cuestión
¿Durante cuánto tiempo debo cepillarme los dientes para garantizar una limpieza correcta?
  • 30 segundos
  • 5 minutos
  • Mínimo 2 minutos
  • Mínimo 1 minuto
Imagen ilustrativa de la cuestión
El mal aliento puede deberse a:
  • Presencia de caries
  • Sangrado de las encías
  • Problemas gastrointestinales como acidez o reflujo
  • Todas las anteriores
Imagen ilustrativa de la cuestión
¿Cada cuánto tiempo se aconseja cambiar el cepillo de dientes?
  • 1 vez al año
  • Cada 6 meses
  • Cada 3 meses
  • Solo cuando las cerdas estén dañadas o el cepillo haya acumulado mucha suciedad
Imagen ilustrativa de la cuestión
¿Qué puede provocar problemas en los dientes y en las encías?
  • La acumulación de placa dental
  • Tener una dieta rica en azúcar
  • Tener una mala higiene bucal
  • Todas las anteriores
Imagen ilustrativa de la cuestión
La inflamación de las encías normalmente está causada por:
  • A. Producción excesiva de saliva
  • B. Acumulación de placa dental
  • C. Acumulación de sarro en los dientes
  • Las opciones B y C son correctas
Imagen ilustrativa de la cuestión
Además de los dientes, otra parte muy importante que nunca se debe olvidar de cepillar es:
  • Lengua
  • Mejillas
  • Paladar
  • Labios
Anterior Siguiente

Quién tiene mayor riesgo de sufrir de gingivitis  

La gingivitis es una inflamación en la encía que se produce principalmente por la proliferación de bacterias naturalmente encontradas en la boca, lo cual sucede por a  acumulación de alimento entre los dientes junto con la falta de higiene bucal correcta. De esta forma, las bacterias logran crecer en la boca y adherirse al diente, dando origen a la placa bacteriana y favoreciendo la gingivitis.

Además, otras situaciones que aumentan el riesgo de inflamación de las encías son:

  • Alimentación rica en azúcar;
  • Fumar;
  • Diabetes no tratada;
  • Embarazo, debido a alteraciones hormonales;
  • Uso de aparatos de ortodoncia fijos, ya que puede ser más difícil el cepillado correcto;
  • Dientes desalineados, con mayor dificultad para el cepillado eficaz;
  • Dificultad para cepillarse los dientes debido a alteraciones motoras como sucede en el Parkinson, por ejemplo.

Asimismo, las personas que reciben radioterapia en la cabeza o en el cuello tienden a presentar boca seca, siendo más propensas a desarrollar sarro y gingivitis.

Cómo se realiza el tratamiento de la gingivitis

Cuando la encía está levemente hinchada, enrojecida y presenta hemorragia, pero no se logra observar la acumulación de placa dental entre los dientes y la encía, el tratamiento casero es suficiente para curar la gingivitis. Conozca más sobre el tratamiento casero para remover el sarro de los dientes

Sin embargo, cuando la gingivitis se encuentra más avanzada, siendo posible observar una gran cantidad de placa dental endurecida entre los dientes y la encía, el cepillado se puede volver muy doloroso y complicado, provocando más hemorragia, siendo necesario el tratamiento en el consultorio dental.

En esos casos se debe consultar al dentista para realizar una limpieza profesional con instrumental propio para tartrectomía. El dentista también verificará si algún diente tiene caries o necesita de algún otro tratamiento. Asimismo, puede ser necesario iniciar el uso de antibióticos en forma de comprimidos, alrededor de 5 días, usar enjuagues bucales e hilo dental para eliminar rápidamente las bacterias, permitir la cicatrización y favorecer encías saludables. 

¿Fue útil esta información?

Bibliografía

  • STEFFENS, João Paulo; MARCANTONIO, Rosemary Adriana C. Classificação das Doenças e Condições Periodontais e Peri‑implantares 2018: guia Prático e Pontos-Chave. Rev Odontol UNESP. Vol 47. 4 ed; 189-197, 2018
Más sobre este tema: