Ictericia: qué es, principales causas y qué hacer

La ictericia es un síntoma que se refleja principalmente en la coloración de la piel y de los ojos, tornándolos amarillentos, pudiendo surgir como consecuencia de una enfermedad hepática, como la hepatitis o la cirrosis, o por otras enfermedades como la anemia o la anorexia nerviosa. 

Asimismo, la elevada ingestión de alimentos ricos en betacaroteno, como zanahoria o papaya, también puede ocasionar una coloración amarillenta, sin embargo, en estos casos, los ojos no se ponen amarillos, solo la piel. En caso de que la persona presente este síntoma, es importante acudir a urgencias para que sean realizados exámenes con el objetivo de identificar la causa e indicar el tratamiento más adecuado, en caso sea necesario.

Ictericia: qué es, principales causas y qué hacer

Principales causas

La ictericia puede ser un síntoma de varias condiciones, siendo las principales:

1. Hepatitis

La hepatitis es la causa más común de ictericia y corresponde a la inflamación del hígado producida por virus, uso continuo de medicamentos o enfermedad autoinmune, llevando a síntomas como piel amarilla, dolor e hinchazón abdominal, fiebre ligera, comezón, náuseas, vómitos y pérdida del apetito. 

Qué hacer: el tratamiento de la hepatitis debe realizarse de acuerdo a la prescripción médica, pudiendo ser recomendado el uso de medicamentos o reposo, alimentación adecuada e hidratación dependiendo de la causa.

Conozca más sobre el tratamiento de la hepatitis.

2. Insuficiencia hepática

La insuficiencia hepática sucede cuando el hígado no es capaz de desempeñar sus funciones normales como la desintoxicación del organismo, por ejemplo. En este caso, además de ictericia, la personas generalmente presenta hinchazón del cuerpo, dolor corporal, sangrados y ascitis, que es la acumulación de líquidos en el abdomen.

Qué hacer: es importante consultar al gastroenterólogo para que se investigue las causas y sea establecido el mejor tratamiento, que en muchas ocasiones es por medio del trasplante de hígado.

3. Quiste en el hígado

El quiste hepático es una cavidad llena de líquido en este órgano que normalmente no produce síntomas, sin embargo, en algunos casos puede llevar a la apariencia amarillenta de la piel, además del abdomen, pérdida de peso repentina, fiebre superior a 38ºC y cansancio. 

Qué hacer: el quiste en el hígado normalmente no necesita de tratamiento específico, sin embargo en caso de que aumente gradualmente de tamaño y causara síntomas, puede ser necesaria la remoción del órgano por medio de cirugía.

Conozca más sobre los principales tipos de quistes en el hígado.

4. Cirrosis hepática

La cirrosis hepática corresponde a la inflamación crónica y progresiva del hígado caracterizada por la destrucción de las células del hígado, pudiendo producir piel y ojos amarillentos, uñas blanquecinas, mal aliento, venas prominentes y visibles en el abdomen e hinchazón abdominal.

Qué hacer: el tratamiento para la cirrosis hepática varía de acuerdo con la causa que la origina. No obstante, es importante mantener un dieta rica en frutas, vegetales y carnes bajas en grasa, ya que son de fácil digestión. Vea cómo es el tratamiento para esta enfermedad.

Ictericia: qué es, principales causas y qué hacer

5. Piedras en la vesícula

Las piedras en la vesícula se forman debido a la acumulación de calcio y colesterol dentro de la vesícula biliar y pueden producir una infección en esta, llamada colangitis, produciendo ictericia, fiebre superior a 38ºC, dolor fuerte en el abdomen, dolor en la espalda, náuseas, vómitos, diarrea y pérdida del apetito. Ve qué es la colelitiasis y sus principales causas.

Qué hacer: el tratamiento puede hacerse con el uso de medicamentos, cirugía y una dieta adecuada rica en frutas, legumbres, ensaladas y productos integrales.

6. Anemia falciforme

La anemia falciforme es un tipo de anemia hereditaria en que ocurre malformación de los glóbulos rojos, que quedan con su forma alterada, causando deficiencia en el transporte de oxígeno para las células del cuerpo, pudiendo causar ictericia, hinchazón y enrojecimiento de las manos y de los pies, así como dolor en los huesos y en las articulaciones.

Qué hacer: el tratamiento de la anemia falciforme se realiza de acuerdo con la orientación del hematólogo y normalmente incluye el uso de medicamentos y la realización de transfusiones sanguíneas por toda la vida.

Conozca más sobre el tratamiento de la anemia falciforme

7. Talasemia

La talasemia es una enfermedad genética hereditaria de la sangre que causa además de la piel y ojos amarillentos, síntomas como cansancio, anemia, debilidad y retraso en el crecimiento. Vea en qué consiste esta enfermedad

Qué hacer: la talasemia no tiene cura, sin embargo el tratamiento se realiza de acuerdo con la gravedad de los síntomas y normalmente se llevan a cabo transfusiones sanguíneas y el uso de suplementos de ácido fólico.

Ictericia: qué es, principales causas y qué hacer

8. Anorexia nerviosa

La anorexia nerviosa se caracteriza por la pérdida exagerada y repentina de peso con distorsión de la imagen corporal, siendo común en estas personas la manifestación de piel seca y amarilla, así como pérdida de cabello o cabellos finos y quebradizos.

Qué hacer: el tratamiento incluye terapia de grupo, familiar y de comportamiento, además de acompañamiento nutricional, normalmente con la ingestión de suplementos para eliminar las deficiencias nutricionales.

9. Ingestión excesiva de betacaroteno

El betacaroteno es un antioxidante presente en muchos alimentos, siendo responsable principalmente por mejorar el sistema inmune, además de ayudar a mejorar el bronceado. Por ello, el consumo excesivo de alimentos ricos en betacaroteno, como zanahoria, papaya, calabaza, tomate y brócoli, por ejemplo, pueden llevar a la apariencia amarillenta de la piel.

Vea cuáles son los alimentos ricos en betacaroteno.

Qué hacer: la mejor forma de hacer que la piel vuelva a su coloración normal, es disminuyendo el consumo de estos alimentos y buscar otros que tengan las mismas propiedades.

10. Ictericia neonatal

La ictericia neonatal corresponde a la presencia de la piel amarillenta en los bebés en los primeros días de vida y sucede debido a la acumulación de bilirrubina en el torrente sanguíneo, lo cual debe ser tratado en el hospital y, en casos más graves, en la UCI neonatal. Conozca más sobre los síntomas y causas de la ictericia neonatal.

Qué hacer: el tratamiento de la ictericia en el bebé se realiza en el hospital por medio de fototerapia, que consiste en la exposición del bebé a una luz especial durante algunos días con el objetivo de disminuir la concentración sanguínea de la bilirrubina.

Cuándo acudir al médico

Es importante ir al médico cuando se note la piel amarillenta. Además, es importante estar atento a otros síntomas que pueden indicar problemas en el hígado, vesícula biliar o páncreas, como:

  • Fiebre;
  • Heces blanquecinas o anaranjadas;
  • Orina oscura;
  • Debilidad;
  • Cansancio excesivo.

El gastroenterólogo y endocrinólogo son los médicos más indicados para orientar el tratamiento de la piel amarilla de acuerdo con la causa, que puede ser tratada por medio de la reeducación alimenticia, medicamentos o cirugía.

¿Fue útil esta información?
Más sobre este tema: