Vómito verde: 6 causas (y qué hacer)

Actualizado en enero 2024

El vómito verde es un síntoma que puede ser causado por situaciones como reflujo biliar, obstrucción intestinal, ayuno prolongado, intoxicación alimentaria, gripe o embarazo, por ejemplo.

Además del vómito verde, otros síntomas que también pueden surgir, según la causa de esta condición, son dolor abdominal, dolor de cabeza, pérdida del apetito, hinchazón abdominal y pérdida de peso.

Ante la presencia de vómito verde, se recomienda consultar al médico general o al gastroenterólogo para que sea realizada una evaluación completa y sea indicado el tratamiento más adecuado, el cual puede incluir reposo, uso de medicamentos y, en ciertos casos, la realización de una cirugía.

Imagem ilustrativa número 1

Principales causas

Las principales causas del vómito verde son:

1. Reflujo biliar

El reflujo biliar es una condición que ocurre cuando el esfínter pilórico, que separa el estómago del duodeno, no funciona correctamente, provocando el retorno de la bilis hacia el estómago y/o hacia el esófago y causando síntomas como vómito verde y amargo, dolor abdominal y pérdida de peso, por ejemplo. Conozca todos los síntomas del reflujo biliar.

Qué hacer: el tratamiento es realizado por el gastroenterólogo, el cual puede prescribir medicamentos como ácido ursodesoxicólico y secuestrantes de los ácidos biliares, que ayudan a promover la circulación de la bilis y que se unen a esta en el intestino, reduciendo la frecuencia y la intensidad de los síntomas.

Sin embargo, cuando los síntomas no mejoran con los medicamentos, el médico puede indicar la realización de una cirugía para desviar la bilis del estómago.

2. Obstrucción intestinal

La obstrucción intestinal ocurre cuando las heces no logran pasar por el intestino debido a una obstrucción, lo que provoca síntomas como dificultad para evacuar o eliminar gases, vómito verde y amargo, hinchazón abdominal, pérdida del apetito y dolor de estómago. Conozca mejor qué es la obstrucción intestinal.

Qué hacer: el tratamiento debe ser llevado a cabo siempre en el hospital, mediante la administración de líquidos en la vena, para mejorar la hidratación y facilitar el paso de las heces.

Asimismo, se debe estar siempre en ayunas y, en muchas ocasiones, el médico también puede colocar una sonda en la nariz hasta el estómago para retirar el exceso de gases y líquidos. En casos más graves, también es necesario hacer cirugía para desobstruir el intestino, permitiendo el paso de las heces.

3. Ayuno prolongado

Al ayuno prolongado puede causar vómito verde y amargo cuando el estómago permanece vacío por largos períodos, lo que puede ocurrir luego de vomitar durante toda la noche o surgir en personas con náuseas matutinas, por ejemplo, que se despiertan con el estómago vacío y vomitan bilis.

Qué hacer: es importante consultar al gastroenterólogo o médico general cuando el vómito está asociado a otros síntomas. Asimismo, también es importante mantener una alimentación equilibrada y saludable y beber bastante cantidad de líquidos, como agua, tés o agua de coco, para evitar la deshidratación.

4. Gripe

Debido a la presencia de flema, el vómito verde puede surgir en casos de gripe, principalmente en las mujeres embarazadas, adultos mayores y niños. Esto porque estos grupos tienen el sistema inmunitario debilitado, lo que hace que el organismo esté más sensible.

Otros síntomas que también pueden surgir en la gripe son fiebre, tos, rinitis, dolor de cabeza, dolor muscular y dolor de garganta. Conozca cómo reconocer los síntomas de la gripe.

Qué hacer: los casos leves de gripe, en personas saludables, no requieren de tratamiento y mejoran en aproximadamente 2 semanas. En casos moderados, el tratamiento de la gripe es llevado a cabo mediante el uso de medicamentos antitérmicos, antiinflamatorios y analgésicos, como paracetamol, ibuprofeno o dipirona, que deben ser prescritos por el médico.

El uso de algunos jarabes caseros como el jarabe de jengibre, de guaco o de betabel, por ejemplo, también pueden complementar el tratamiento, ayudando a aliviar los síntomas de la gripe.

Lea también: 10 remedios caseros para la gripe y el resfriado (¡comprobados!) tuasaude.com/es/tratamiento-casero-para-la-gripe

5. Intoxicación alimentaria

La intoxicación alimentaria surge luego del consumo de alimentos contaminados por toxinas, que fueron mal almacenados, están fuera del plazo de validad o que no fueron preparados según las buenas prácticas de higiene, causando el vómito verde.

Esto ocurre debido a que los episodios frecuentes de vómitos, durante la intoxicación alimentaria, dejan el estómago vacío, causando el retorno de la bilis hacia este órgano. Otros síntomas que también pueden surgir en la intoxicación alimentaria son náuseas, dolor de cabeza, diarrea, debilidad y deshidratación.

Qué hacer: el tratamiento debe ser llevado a cabo mediante la ingesta de muchos líquidos, como agua, tés y jugos de frutas naturales, y una alimentación leve y pobre en grasas, para ayudar en la recuperación del organismo, favorecer la eliminación de las toxinas y aliviar los síntomas. Conozca cómo tratar la intoxicación alimentaria en casa.

6. Embarazo

Durante la gestación, la mujer puede presentar vómito verde y amargo debido a las náuseas matutinas o la hiperemesis gravídica, una condición que provoca vómitos frecuentes, lo que deja el estómago vacío y, como consecuencia, causa el retorno de la bilis hacia este órgano.

Otros posibles síntomas de embarazo son mayor sensibilidad de los senos, alteraciones de humor o sueño excesivo. Vea todos los síntomas de embarazo.

Qué hacer: el tratamiento de la hiperemesis gravídica leve es realizado evitando alimentos y actividades que empeoren los vómitos, guardando reposo y manteniendo una ingesta adecuada de líquidos.

Asimismo, algunos consejos que pueden ayudar a combatir las náuseas y los vómitos son tomar un helado de limón o naranja, comer 1 galleta de soda al despertarse y evitar olores fuertes.

Vómito verde en el recién nacido

El vómito en el recién nacido y en el bebé varía entre verde claro a verde oscuro, pudiendo ser causado por obstrucción intestinal debido a problemas como atresia intestinal, síndrome del tapón de meconio o enfermedad de Hirschsprung, una condición que afecta los movimientos naturales del intestino, causando también estreñimiento e hinchazón abdominal.

El vómito verde también puede surgir en bebés y niños debido a la presencia de flema, como puede ocurrir en casos de gripes o neumonía, por ejemplo.

Asimismo, el vómito verde también puede surgir en la enterocolitis necrosante, una condición grave que afecta principalmente a recién nacidos prematuros y que provoca la inflamación del intestino, pudiendo causar perforación intestinal, peritonitis y sepsis. Otros signos y síntomas de esta condición son pérdida del apetito, letargia y sensibilidad al tacto en la barriga.

Lea también: Enterocolitis: qué es, síntomas, tipos, causas y tratamiento tuasaude.com/es/enterocolitis