5 Alimentos que un diabético no debe comer

Existen algunos alimentos que no deben ser ingeridos por los diabéticos, no solo por ser ricos en carbohidratos que favorecen el aumento de los niveles de azúcar en sangre, sino también porque algunos de ellos aportan grasas no saludables u otras sustancias, como los nitratos y nitritos, que aumentan el riesgo de padecer cáncer y enfermedades cardíacas.

Asimismo, las personas en general no deberían consumir estos alimentos en exceso, principalmente aquellas que tienen antecedentes de esta enfermedad en la familia o que sufren de prediabetes, debido a que aumentan el riesgo de desarrollar diabetes del tipo 2 a largo plazo.   

5 Alimentos que un diabético no debe comer

Los alimentos que un prediabético o un diabético deben evitar son:

1. Dulces

Los dulces como caramelos, chocolates, pudin, galletas, mousse, pasteles, ponqués o dulces de pastelería, por ejemplo, aportan una gran cantidad de azúcar refinada para el organismo. 

Lo que ocurre con estos alimentos, es que este tipo de azúcar es absorbido rápidamente a nivel intestinal, incrementando y acumulando sus niveles en sangre. Esto ocurre debido a que una persona diabética posee poca o ninguna producción de insulina, siendo esta una hormona que se encarga de hacer con que el azúcar que ingresó en el cuerpo sea metabolizado, causando entonces complicaciones a largo plazo. 

Cambio saludable: es posible substituir estos alimentos por el consumo de frutas con cáscara y bagazo, los cuales aportaran mayor cantidad de fibra, evitando el aumento abrupto del azúcar en la sangre.

En el caso de los postres, lo ideal es prepararlos en casa substituyendo, por ejemplo: el chocolate de leche por el amargo, la harina de trigo por otro tipos de harina con mayor contenido de fibras, como la de almendra o coco; el azúcar blanco refinado por stevia; la leche por leche desnatada, de almendra o de coco; y es posible agregarles vegetales rallados a la masa, como calabacín o zanahoria.

Los postres deben consumirse en pequeñas porciones, preferiblemente en las meriendas, y un máximo de 2 veces por semana. Vea unas recetas de pasteles para diabéticos

2. Carnes procesadas 

El consumo de carnes procesadas como el tocino, salami, salchichas y mortadela, que están elaborados con carnes rojas y aditivos alimentarios, que poseen sustancias químicas y aportan grasas que no son saludables para el organismo, además de ser ricas en sodio.

El nitrato y los nitritos son las dos sustancias principales presentes en estos alimentos, siento utilizados como aditivos alimentarios para inhibir el crecimiento de microorganismos, mantener el sabor y para conservarlos por más tiempo. Algunos estudios científicos han identificado que estos compuestos son potencialmente dañinos para la salud, principalmente cuando son consumidos a largo plazo, debido a que podrían estar relacionados con el surgimiento de cáncer.

Asimismo, el consumo habitual de este tipo de carne procesada, podría aumentar la presión arterial, el colesterol y la inflamación en el organismo y el estrés oxidativo, que son factores que también predisponen o empeoran la diabetes, pudiendo causar complicaciones.

Cambio saludable: es posible optar por una o dos rebanadas de queso blanco sin sal y bajo en grasas o preparar un huevo revuelto para preparar sándwiches o arepas, por ejemplo.

3. Pan blanco, arroz y pasta

El arroz blanco, la pasta y el pan blanco son alimentos ricos en carbohidratos, que además de ser procesados aportan muy poca cantidad de fibras, por lo que aumentan significativamente el azúcar en la sangre.

Cambio saludable: lo ideal es sustituir estos productos por su opción integral, debiendo elegir arroz, pasta y pan integral, por contener menor indice glucémico. Además, su consumo debe ser en pequeñas porciones, debiendo acompañar el plato por una porción de proteínas y de vegetales. Conozca qué es el índice glucémico de los alimentos

Asimismo, es posible sustituir la pasta por una pasta rallada de calabacín y el pan podría prepararse fácilmente en casa, evitando así que tenga azúcar añadida. 

4. Refrigerios en paquetes

Los refrigerios en paquetes, como las papas fritas y doritos, contienen aditivos alimentarios, grasas saturadas y sodio, que no son indicados para los que presentan diabetes por aumentar el riesgo de hipertensión y de enfermedades cardíacas.

Ento se debe a que en la persona diabética ocurre una alteración en los vasos sanguíneos, que favorece la acumulación de placas de grasa en su interior, por lo que la ingesta de estos alimentos aumenta el riesgo de que surjan ese tipo de complicaciones. 

Cambios saludable: elegir refrigerios preparados en casa como chips de manzana, pera, berenjena, de calabacín o de camote horneado, por ejemplo, los cuales son fáciles de preparar al horno y de forma saludable.

Vea cómo preparar los chips de camote

5. Bebidas alcohólicas

Las bebidas alcohólicas no son buenas opciones, la cerveza deshidrata y aumenta la concentración de azúcar en sangre por ejemplo, además, hay bebidas alcohólicas que son elaboradas de la caña de azúcar, que no se aconsejan en caso de diabetes.

Cambio saludable: optar por 1 taza de vino tinto eventualmente, porque contiene resveratrol que beneficia al sistema cardiovascular. Vea los beneficios del vino tinto para la salud.

Por qué el diabético necesita alimentarse bien

Las personas diabéticas deben alimentarse bien, evitando el consumo de alimentos que puedan aumentar el azúcar en la sangre en exceso, así como aquellos alimentos ricos en grasas o sodio que puedan aumentar el riesgo de complicaciones cardíacas. 

Asimismo, para controlar la diabetes y garantizar que toda la glucosa llega a las células, es necesario:

  • Disminuir la cantidad de azúcar que pasa a la sangre y;
  • Garantizar que la insulina existente sea realmente eficaz en su trabajo de incorporar el azúcar de la sangre a las células.

Esto se puede lograr a través de la alimentación correcta y el uso de medicamentos, como insulina, en caso de diabetes tipo 1 o hipoglucemiantes orales, en caso de diabetes tipo 2, por ejemplo.

Es inútil pensar, que si hay una mala alimentación, los medicamentos serán suficientes para garantizar la entrada de la glucosa a las células, porque este es un ajuste diario y la cantidad de insulina necesaria para el azúcar que aporta una manzana, no es la misma que podría aportar un dulce. Vea cómo debe ser la dieta para un diabético

Vea en el vídeo a continuación otros consejos para la diabetes:

¿Fue útil esta información?

Bibliografía

  • GOVARI M et al. Nitrates and Nitrites in meat products. Journal of the Hellenic Veterinary Medical Society. 66. 3; 127-140, 2015
Más sobre este tema: