Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Por qué ocurre el Shock Anafiláctico y cómo tratar

El shock anafiláctico, también conocido como anafilaxia, es una reacción alérgica grave que se produce en el organismo como respuesta a una sustancia que produzca alergia severa, activando el sistema inmune en pocos segundos o minutos, debido a que el cuerpo considera a esta sustancia como una amenaza. Suele ocurrir después de estar en contacto con sustancias como camarón, veneno de abeja o algunos medicamentos, por ejemplo.

En estos casos, los síntomas surgen rápidamente e incluyen:

  • Dificultad para respirar con sibilancias;
  • Comezón y enrojecimiento en la piel;
  • Hinchazón de la boca, ojos y nariz;
  • Sensación de tener una bola en la garganta;
  • Dolor abdominal, náuseas y vómitos;
  • Aumento de los latidos del corazón;
  • Mareos y sensación de desmayo;
  • Sudoración intensa;
  • Confusión o desmayo.
Por qué ocurre el Shock Anafiláctico y cómo tratar

Debido a la gravedad de los síntomas y a que el riesgo de quedarse sin poder respirar es mayor, es importante iniciar el tratamiento lo más rápido posible para evitar poner en riesgo la vida de la víctima. 

Por lo que se debe llamar inmediatamente una ambulancia al número de emergencia o acudir a la emergencia hospitalaria, mantener la calma y colocar a la víctima de lado en caso que se desmaye.

Tratamiento para el shock anafiláctico

El tratamiento para el choque anafiláctico debe realizarse lo antes posible en el centro de atención o en un hospital, con una inyección de adrenalina subcutánea y el uso de una máscara de oxígeno para ayudar a respirar.

En los casos más graves, en los que la hinchazón de la garganta impide el paso del aire hacia los pulmones, es necesario realizar una cricotirotomía, que es un procedimiento quirúrgico para hacer un corte en la garganta y mantener la respiración, para evitar cambios cerebrales graves.

Después del tratamiento puede ser necesario que el paciente se mantenga algunas horas hospitalizado para observar todos los signos y síntomas, evitando que el shock anafiláctico vuelva a surgir.

¿Qué hacer si ya tuvo un shock anafiláctico?

Después de un shock anafiláctico se recomienda consultar a un alergólogo para identificar la sustancia que provocó una reacción alérgica tan grave. Normalmente, las sustancias que provocan este tipo de shock son:

  • Algunos medicamentos como Penicilina, Aspirina, Ibuprofeno o Naproxeno;
  • Comida, como maní, nueces, almendras, trigo, pescados, mariscos, leche y huevos;
  • Picadas de insectos como las abejas, las avispas y las hormigas.

En casos menos frecuentes, el shock también puede ocurrir cuando se está en contacto con el látex, algunos medicamentos utilizados en anestesias o contraste utilizados en exámenes de diagnóstico.

Después de identificar cuál es la causa de la reacción alérgica, lo más importante es evitar volver a estar en contacto con esta sustancia. Sin embargo, en los casos en que la vida correr mayor riesgo o cuando es muy difícil evitar el contacto con la sustancia, el médico también puede prescribir una inyección de Epinefrina, la cual debe andar siempre junto con la persona alérgica, pudiendo ser utilizada siempre que los primeros síntomas de shock aparezcan.

No siempre estas sustancias provocan un shock anafiláctico, por lo que vea cuáles son los síntomas más leves de alergia alimentaria

Más sobre este tema:
Carregando
...