Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Qué puede causar dolor en el brazo y qué hacer

El dolor en el brazo puede indicar alteraciones en los músculos, tendones o inclusive alteraciones cardiovasculares. Para que el médico pueda identificar qué está causando este síntoma, debe mantenerse atento y tratar de identificar algunas características como cuándo surgió el dolor en el brazo, cuál es su intensidad, si mejora o empeora con el reposo, si ocurre al realizar algún esfuerzo y si consigue identificar golpes o dolor en otras partes del cuerpo.

Como existen diversas causas, lo ideal es acudir al traumatólogo para que realice una evaluación de los signos y síntomas e indique la realización de exámenes, como una radiografía o ecografía, por ejemplo, en caso de ser necesario, para identificar cuál es el origen e indicar el tratamiento más adecuado. 

Qué puede causar dolor en el brazo y qué hacer

Algunas causas de dolor en el brazo son:

1. Tendinitis

El dolor en el brazo y en el hombro puede ser tendinitis, una situación que afecta principalmente a los profesores, a las personas que se dedican a la limpieza y pintores, porque tienen que elevar el brazo varias veces al día para trabajar. Sin embargo, el dolor también puede afectar a conductores de autobús, camioneros o taxistas, y a personas que se cayeron y se golpearon el hombro contra el suelo. El dolor puede ser localizado solamente en el hombro o irradiarse también por el brazo, llegando hasta el codo.

Qué hacer: Colocar una compresa fría con hielo picado, es una buena opción para combatir el dolor en el hombro y el brazo. La fisioterapia también es una buena opción para los dolores persistentes, que duran más de 1 mes. Conozca más sobre la tendinitis en el hombro.

2. Ataque de pánico o crisis de ansiedad 

Una crisis de ansiedad puede causar síntomas como agitación, palpitaciones cardíacas, dolor en el pecho, sensación de calor, sudoración, falta de aire y sensación extraña en el brazo. En una crisis de pánico la persona también puede sentir dolor de barriga, tener diarrea y puede que no consiga salir de casa, evitando el contacto con personas y prefiriendo quedarse sólo en la habitación. 

Qué hacer: En una crisis de pánico o de ansiedad se debe respirar profundo, mantener la calma y, si es necesario, puede agacharse para sentirse más protegido. 

3. Distensión en los músculos bíceps o tríceps 

Los signos y síntomas de una distensión muscular en la parte de enfrente (bíceps) o en la parte de atrás (tríceps) del brazo son dolor localizado en el codo, que puede haber surgido después de una caída, golpe o de algún esfuerzo físico cargando peso en el trabajo o en el gimnasio. La región puede estar ligeramente inflamada, sin embargo, no siempre es perceptible. 

Qué hacer: Durante las primeras 48 horas puede ser útil colocar una compresa fría en el lugar del dolor y, después de este período lo más indicado es colocar una compresa tibia durante 20 minutos, 1 o 2 veces al día. También puede colocarse una pomada antiinflamatoria como Diclofenaco para aliviar la inflamación y el dolor. Conozca más detalles de cómo se puede tratar una distensión en los músculos.  

4. Lesión del manguito rotador

Cuando hay una lesión del manguito rotador, una estructura formada por cuatro tendones que ayuda a estabilizar el hombro, puede causar síntomas como dolor e inflamación en el hombro y dificultad o debilidad para levantar el brazo pudiendo ser causada tanto por una tendinitis como por la ruptura parcial o total de los tendones de la región. Conozca más sobre el síndrome del manguito rotador.

Qué hacer: Para tratar este síndrome el médico suele indicar reposo, aplicación de compresas frías y la realización de fisioterapia. Además de esto, podría prescribir el uso de antiinflamatorios como el Ketoprofeno para aliviar el dolor y la inflamación. En última instancia si el dolor no mejora con el tratamiento, el traumatólogo podría indicar la realización de una cirugía. 

5. Hombro rígido

En el hombro rígido, también llamado capsulitis adhesiva, la persona no consigue mover bien el hombro, el cual queda como "congelado" y causa dolor que se irradia hacia el brazo, siendo más intenso durante la noche. Esta alteración puede surgir de forma repentina durante el sueño, pudiendo estar relacionada con trastornos psicológicos. Este dolor podría comprometer las tareas diarias como vestirse y peinarse el cabello, por ejemplo. 

Qué hacer: El médico suele indicar la realización de fisioterapia con ejercicios de kinesioterapia y pilates, además de técnicas de movilización pasiva. 

6. Después de una mastectomía 

Después de una cirugía para retirar un seno, es normal que el brazo se inflame y que sienta dolor, principalmente durante las primeras semanas del postoperatorio. El dolor puede afectar todo el brazo, causando sensación de peso y hormigueo que llega hasta las manos. Esto ocurre porque los vasos del sistema linfático que ayudan a aliviar la inflamación pueden estar comprometidos por la cirugía. 

Qué hacer: La fisioterapia posee diversos recursos que pueden ayudar como el drenaje linfático manual, con presoterapia o con el vendaje neuromuscular llamado kinesiotaping, que ayuda al retorno venoso, desinflamando el brazo y disminuyendo el dolor.

7. Síndrome del Opérculo Torácico 

En este síndrome además de dolor en el brazo, hay hormigueo o sensación de ardor en las manos y dedos debido a una compresión de los vasos sanguíneos, afectando especialmente a personas que sufren accidentes de tránsito o lesiones repetitivas en el tórax, pero también se puede desarrollar en embarazadas, reduciéndose o desapareciendo después el parto.

Qué hacer: El médico puede recomendar el uso de analgésicos para aliviar el dolor, también podrán ser indicadas algunas sesiones de osteopatía para mejorar la alineación del cuerpo con la finalidad de disminuir la compresión del nervio, pero en casos más graves cuando no hay mejoría de los síntomas con estas estrategias, el médico podrá indicar la realización de una cirugía.

8. Hombro dislocado 

Qué puede causar dolor en el brazo y qué hacer

El dolor en el brazo y en el hombro puede aparecer en las personas que tienen facilidad para dislocarse el hombro, haciéndolo por voluntad propia o después de un episodio de dislocación del hombro involuntario. En ese caso, la persona queda con la cápsula que forma la articulación y los ligamentos más elásticos de lo normal, facilitando que el hueso del brazo se salga del hombro.

Qué hacer: Para aliviar el dolor puede tomar un baño tibio y colocar una pomada como Diclofenaco en el hombro y en el brazo. Pero para evitar que este desplazamiento ocurra de forma frecuente se aconseja fortalecer los músculos con ejercicios para el hombro en el gimnasio o en sesiones de fisioterapia.

9. Osteoporosis

El dolor en los brazos y las piernas puede indicar osteoporosis, este dolor puede estar presente incluso cuando se está en reposo, siendo más común en las personas con más de 50 años, especialmente las mujeres durante o después de la menopausia. Vea más sobre los síntomas de osteoporosis.

Qué hacer: El tratamiento debe hacerse con aumento de la ingesta de alimentos ricos en calcio, además de la ingestión de suplementos de calcio y de vitamina D, en caso de ser necesario. Conozca cuáles son los alimentos ricos en calcio aquí.

10. Lesión en el nervio 

Cuando además del dolor en el brazo hay dolor en la costilla, se puede sospechar de una neuralgia intercostal, que ocurre principalmente durante el embarazo debido al crecimiento del vientre. También pueden surgir sudoración frecuente, espasmos musculares, fiebre y sensación de hormigueo en la piel, pudiendo ser confundido con problemas cardíacos, aumentando los niveles de estrés.

Qué hacer: Colocar unas compresas calientes en la zona donde se presenta el dolor puede ayudar a sentirse más cómodo, descansar sobre un colchón firme también puede ser una excelente opción. El traumatólogo es el más indicado para evaluar cuál es la causa, y podrá indicar sesiones de fisioterapia y de osteopatía.

El médico también podrá indicar un suplemento con complejo B, debido a que ayuda a mejorar la función de los nervios, aliviando el dolor.

11. Artrosis

La osteoartrosis en el hombro es una de las causas más comunes de dolor en el hombro después de los 45 años de edad, surgiendo al realizar movimientos de gran amplitud, pudiendo permanecer durante algunas horas. Además de esto, también puede surgir la sensación de tener arena en la articulación del hombro y crujidos al movilizarlo. 

Qué hacer: El tratamiento para la artrosis es indicado por un traumatólogo, el cual prescribe medicamentos que ayudan a aliviar el dolor, así como con sesiones de fisioterapia para ayudar a mejorar la movilidad del hombro. El tratamiento suele ser largo y, dependiendo del caso, puede ser necesario la realización de una cirugía. Conozca más detalles sobre el tratamiento de la artrosis en el hombro.

12. Angina

La angina es el dolor en el pecho que a veces se irradia para el brazo. Este dolor está relacionado con alteraciones circulatorias como aterosclerosis que son placas de grasa que se acumulan en el interior de las arterias a lo largo de la vida, especialmente en personas con presión alta y diabetes. La angina puede surgir después de fuertes emociones o de hacer algún esfuerzo. 

Qué hacer: Si se sospecha de angina se debe acudir a la emergencia hospitalaria. El médico podrá recomendar el uso de medicamentos para mejorar el flujo sanguíneo por las arterias como dinitrato o mononitrato de Isosorbida.

13. Infarto

Qué puede causar dolor en el brazo y qué hacer

El dolor en el pecho que puede irradiarse para el brazo con sensación de peso, además de hormigueo en el brazo izquierdo puede indicar un ataque cardíaco. En algunas personas el ataque cardíaco puede no ser tan característico y manifestarse con sensación de indigestión y malestar en la garganta. Conozca todos los síntomas de infarto

Qué hacer: Debe acudir a la emergencia médica para ser evaluado.

¿Cuándo debe acudir al médico?

Debe acudir a la emergencia hospitalaria si: 

  • Sospecha de infarto o angina de pecho;
  • Si el dolor en el brazo surge de repente y es muy fuerte;
  • Cuando el dolor empeora con el esfuerzo;
  • Si parece que el dolor es en los huesos y no encuentra alivio de ninguna manera;
  • Si observa alguna deformidad clara en el brazo.

Debe acudir al médico si:

  • Tiene dolor en el brazo desde hace más de 1 semana;
  • Dolor en el brazo que se irradia hacia el hombro, manos o dedos;
  • Dolor intenso e inflamación en el brazo;
  • Si el dolor está empeorando con el paso del tiempo.

Si se presentan síntomas como fiebre es posible que se trate de alguna infección, siendo necesario realizar exámenes para identificar la causa.

Bibliografía >

  • KISNER, Carolyn; COLBY Lynn Allen. Exercícios terapêuticos: Fundamentos e Técnicas. 6ª.ed. São Paulo: Manole, 2016.
  • Mark Dutton. Fisioterapia ortopédica: exame, avaliação e intervenção. 2ª.ed. Porto Alegre: Artmed, 2010.
  • HARVARD HEALTH PUBLISCHING. Ouch! Shoulder pain and how to treat it. Disponible en: <https://www.health.harvard.edu/pain/ouch-shoulder-pain-and-how-to-treat-it>. Acceso en 23 Abr 2019
  • NHS. Shoulder pain. Disponible en: <https://www.nhs.uk/conditions/shoulder-pain/>. Acceso en 23 Abr 2019
  • NETO, Onofre A.; COSTA, Carlos M. C.; SIQUEIRA, José T.; TEIXEIRA, Manoel J. Dor princípios e prática. 1.ed. Porto Alegre: Artmed, 2009. 656-695.
¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda o encontró algún error, escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto. No le responderemos directamente. Si quiere una respuesta haga clic en Contacto.

Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje