Criolipólisis: qué es, cómo se realiza y resultados

Revisión clínica: Marcelle Pinheiro
Fisioterapeuta
diciembre 2022
  1. Para qué sirve
  2. Tratamiento 
  3. Tipos de criolipólisis
  4. Cuidados
  5. Riesgos para la salud
  6. Contraindicaciones 

La criolipólisis es un tipo de tratamiento estético no invasivo que se realiza para eliminar el exceso de grasa localizada en varias partes del cuerpo, como muslos, abdomen, tórax, caderas y brazos, por ejemplo, cuando el ejercicio físico o la dieta no son suficientes para eliminarla, pudiendo ser realizado por mujeres u hombres que desean reducir las medidas.

Esta técnica, conocida también como liposucción sin cirugía, se basa en la exposición de las células de grasa a la baja temperatura, las cuales se rompen al ser estimuladas por el aparato. La criolipólisis garantiza la eliminación de alrededor del 25% de la grasa localizada con solo la primera sesión de tratamiento.

Este tipo de tratamiento utiliza un equipo que congela las células de la grasa, pero para que sea eficaz y seguro, el tratamiento debe ser realizado por un profesional calificado y con un aparato certificado en buenas condiciones de mantenimiento, ya que cuando esto no se cumple, puede producir quemaduras de 2º y 3º grado.

Imagem ilustrativa número 1

Para qué sirve

La criolipólisis sirve para:

  • Remover depósitos de grasa localizada;
  • Eliminar grasas en regiones específicas, cuando el ejercicio físico y la dieta no son suficientes para eliminarlas;
  • Reducir medidas;
  • Remodelar el contorno corporal.

La criolipolisis puede ser realizada en diferentes partes del cuerpo, como abdomen, muslos, rodillas, axilas o la parte de atrás del tórax, por ejemplo.

La criolipólisis ayuda a remover células de grasa, pero no interfiere en el peso, por eso, no es indicado para adelgazar. Conozca también sobre la técnica de liposucción y cómo se realiza.

Cómo se realiza el tratamiento

La criolipólisis es un procedimiento sencillo que se realiza por un profesional, el cual aplica un gel protector en la piel y después posiciona el equipo en la región a tratar.

De esta forma, el aparato succionará y enfriará el área hasta cerca de -7 a -10 °C por 1 hora, que es el tiempo necesario para que haya congelación de las células de la grasa.

Después de terminar la sección de la criolipólisis, el aparato y la capa de gel son retirados de la zona tratada, y el área es masajeada cerca de 2 a 3 minutos para ayudar a quebrar las células de grasas.

¿Para dónde van las grasas de la criolipólisis?

Para congelar las células de grasas, se produce un proceso inflamatorio en la zona, lo que lleva a la apoptosis, que es la muerte programada de células grasas, las cuales son eliminadas naturalmente del sistema linfático, a través de un proceso llamado fagocitosis, en que los glóbulos blancos de la sangre ¨digieren¨ las células muertas.

En la criolipólisis, las células de grasas no son eliminadas por la orina o las heces.

Tipos de criolipólisis

Existen diferentes tipos de criolipólisis que varían de acuerdo con la técnica utilizada, siendo las principales:

  • Criolipólisis tradicional: que es realizada aplicando una capa de gel sobre la región a ser tratada, y en seguida el aparato succiona la piel y promueve el congelamiento de las células de grasas;
  • Criolipólisis en placas: esta técnica es utilizada en una placa para realizar el congelamiento de las células de grasas, sin utilizar la técnica de aspiración para hacer succión en la piel, lo que reduce el riesgo de quemaduras en la piel, en caso de algún error en la colocación del gel;
  • Criolipólisis de contraste: es utilizado con calor y frío para eliminar los depósitos de grasas. Generalmente, el calor es aplicado antes y después del enfriamiento de las células de grasas, potencializando el efecto del tratamiento;
  • Criolipólisis 360: este tipo de croilipólisis se utiliza en un aparato de 5 dimensiones (5D), diferente de la criolipólisis tradicional, que es de 2D, promoviendo un enfriamiento de manera más uniforme y permitiendo el tratamiento en el área de forma más abarca completa.

El tipo de criolipólisis debe ser indicado por el profesional después de realizar la evaluación de la zona que debe ser tratada, considerando los objetivos y los riesgos del tratamiento.

Cuidados después del tratamiento

Después de la criolipólisis está indicado una sesión de masaje local para homogeneizar el área tratada. Además de esto, se recomienda que sea realizada por lo menos 1 sesión de drenaje linfático o presoterapia para facilitar la eliminación de la grasa y agilizar los resultados.

No es necesario asociar ningún otro tipo de procedimiento estético al protocolo de la criolipólisis, ya que no existen pruebas científicas de que sean eficaces. De esa forma, basta realizar la criolipólisis y drenajes regularmente para tener el resultado deseado. Conozca cómo se realiza el drenaje linfático.

Antes y después de la criolipólisis

Los resultados de la criolipólisis comienza a surgir alrededor de los 15 días después de haber iniciado el tratamiento, sin embargo, estos son progresivos y pueden observarse en sí en 8 semanas aproximadamente, que es el tiempo en que el organismo necesita eliminar completamente la grasa que fue congelada.

Después de este período, el individuo deberá regresar a la clínica para evaluar la cantidad de grasa eliminada y verificar la necesidad de realizar otra sesión.

El intervalo mínimo entre una sesión y otra es de 2 meses y cada una elimina aproximadamente 4 cm de grasa localizada.

¿La criolipólisis duele?

La criolipólisis puede causar dolor en el momento en que el aparato succiona la piel, provocando la sensación de un pellizco fuerte, pero que luego pasa debido a la anestesia de la piel causada por la baja temperatura del aparato.

Después de la aplicación, la piel normalmente queda roja e hinchada, y por eso, está indicado realizar un masaje local para aliviar la molestia y mejorar la apariencia. La región tratada puede permanecer dolorida durante las primeras horas, pero esto no ocasiona mayor molestia.

Posibles riesgos para la salud

La criolipólisis es un procedimiento seguro, siempre que sea realizado por un profesional capacitado y que el aparato esté debidamente calibrado y con la temperatura ajustada. En caso de que estas condiciones no se cumplan, hay riesgo de quemaduras de 2º y 3º, tanto por la variación de la temperatura como por la manta que se coloca entre la piel y el aparato, la cual debe estar íntegra.

Además de eso, con el procedimiento puede presentarse dolor, ardor, enrojecimiento, hinchazón, hematomas, sensibilidad o adormecimiento de la piel en la región tratada, que pueden durar algunos días o semanas después del tratamiento.

Para disminuir los riesgos, está indicado que el intervalo entre sesiones sea de más o menos 90 días, ya que, en caso contrario, puede haber una respuesta inflamatoria exagerada del organismo.

Contraindicaciones

La croilipólisis no es recomendada en las siguientes situaciones:

Asimismo, la criolipólisis tampoco debe ser realizada en las zonas de la piel que se encuentran flácidas, o que tengan heridas, cortes, lesiones, cicatrices, várices, dermatitis, eczema, psoriasis u otras lesiones o inflamaciones en la piel.

¿Fue útil esta información?

Atualizado por Anabel Rodrigues - Nutricionista, em diciembre de 2022. Revisión clínica por Marcelle Pinheiro - Fisioterapeuta, em diciembre de 2022.

Bibliografía

  • MEYER, P. F.; et al. Cryolipolysis: patient selection and special considerations. Clin Cosmet Investig Dermatol. 1. 499-503, 2018
  • KILMER, S. L.; et al. Safety and efficacy of cryolipolysis for non-invasive reduction of submental fat. Lasers Surg Med. 48. 1; 3-13, 2016
Abrir la bibliografía completa
  • HEDAYATI, B.; et al. Adverse Events Associated With Cryolipolysis: A Systematic Review of the Literature. Dermatol Surg. 46. 1; S8-S13, 2020
  • INGARGIOLA, M. J.; et al. Cryolipolysis for Fat Reduction and Body Contouring: Safety and Efficacy of Current Treatment Paradigms. Plast Reconstr Surg. 135. 6; 1581–1590, 2015
  • HWANG, I. C.; et al. Cryolipolysis-induced abdominal fat change: Split-body trials. PLoS One. 15. 12; e0242782, 2020
  • TAGLIOLATTO, Sandra et al. Criolipolise - revisão da literatura, relato e análise de complicações. Surg Cosmet Dermatol. Vol 9. 4 ed; 324-327, 2017
  • BORGES, Fábio S.; SCORZA, Flávia A. Fundamentos de criolipólise. Fisioterapia Ser. Vol 09. 4 ed; 2014
Revisión clínica:
Marcelle Pinheiro
Fisioterapeuta
Formada por la UNESA con registro profesional en CREFITO- 2 nº. 170751 - F.