Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Cómo tratar el dolor de garganta en el embarazo

La garganta inflamada y dolorida en el embarazo puede tratarse con medidas naturales y caseras como gárgaras con agua tibia y sal, bebiendo jugo o té de granada o incluso aumentando el consumo de alimentos ricos en vitamina C, como naranja, mandarina y limón, los cuales ayudan a aumentar las defensas del organismo y, como consecuencia, a combatir la inflamación o la infección más rápido.

El uso de medicamentos antiinflamatorios y antibióticos en el embarazo sólo debe hacerse bajo indicación y prescripción del obstetra por el riesgo de que puedan causar malformaciones en el feto o problemas en su crecimiento y desarrollo, esto incluye medicamentos como el paracetamol o los antibióticos como la amoxicilina.

Cómo tratar el dolor de garganta en el embarazo

La garganta inflamada en el embarazo puede ser tratada con remedios caseros que ayudan a aliviar el dolor y la inflamación de la garganta, estos son:

1. Tomar té de jengibre con limón

 El té de limón con jengibre posee propiedades analgésicas y antiinflamatorias, aumentando las defensas naturales del organismo. Para preparar el té, basta con colocar 1 cáscara de 4 cm de 1 limón y 1 cm de jengibre en 1 taza de agua hirviendo. Dejar reposar y beber un máximo de 3 tazas de té por día. Conozca más sobre los beneficios del jengibre.

2. Ingerir extracto de propóleo

El extracto de propóleo puro posee acción antiinflamatoria, bactericida y cicatrizante, por lo que ayuda a calmar el dolor de garganta y disminuir la inflamación. Para ello se debe ingerir 2 cucharadas de miel con 5 gotas de extracto de propóleo. La miel ayuda a lubricar la garganta, además de poseer efecto antibacteriano. Conozca más sobre las propiedades del propóleo.

3. Aplicar spray de propóleo

Existen a la venta en las farmacias, tiendas online o en una tienda de productos naturistas unos sprays de propóleo con miel, los cuales pueden ser aplicados directamente en la garganta. Lo ideal es colocarse 2 pulverizaciones entre 3 a 4 veces al día, para aliviar tanto el dolor como la inflamación de la garganta.

4. Beber jugo de granada

La granada es una fruta que posee acción antiinflamatoria y antiséptica, ayudando a desinfectar la garganta y a reducir la inflamación, en el caso de la miel ayuda a mantener lubricada la garganta, disminuyendo el dolor, por lo que se recomienda beber 2 veces al día 1 vaso de jugo de granado con miel.

 Para preparar el jugo, se debe batir en la licuadora 1 granado con 1 vaso de agua. Una vez licuado se debe añadir 1 cucharadita de miel y está listo para beberlo.

5. Consumir alimentos con vitamina C

Los alimentos ricos en vitamina C como la fresa, la naranja, la papaya o el brócoli aumentan las defensas del organismo, ayudando a combatir la inflamación de la garganta, por lo que estos alimentos deben incluirse en las meriendas y en las comidas principales. Conozca cuáles son los alimentos ricos en vitamina C.

6. Tomar té de granada 

El té de granada ayuda a tratar la garganta inflamada y a eliminar los microorganismos que pueden estar causando la inflamación. Para preparar el té, basta con añadir 20 g de la cáscara, de las flores o de las hojas de granada en 1 taza de agua hirviendo. Dejar reposar durante unos minutos y beber hasta 3 tazas al día. También es posible realizar gárgaras con este té varías veces al día. 

7. Comer un cuadrado de chocolate

Comer un cuadrado de chocolate oscuro e irlo chupando lentamente, ayuda a mantener la garganta lubricada, aliviando el malestar. Conozca otros remedios caseros indicados por la nutricionista Tatiana Zanin en el video a continuación:

CURAR EL DOLOR DE GARGANTA con remedios naturales increíbles

40 mil visualizaciones

Por lo general, con estas medidas caseras la inflamación de la garganta mejora al cabo de unos 3 días. Sin embargo, si los síntomas persisten, es importante consultar al obstetra para que observe si hay pus en la garganta y si es necesario indicar el uso de antibióticos.

Sin embargo, así el médico indique algún tratamiento, es posible utilizar estos remedios caseros para complementarlo.

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda o encontró algún error, escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto. No le responderemos directamente. Si quiere una respuesta haga clic en Contacto.

Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje