Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Plantas potencialmente abortivas que son prohibidas en el embarazo

Algunos tés preparados con plantas medicinales no son aconsejados para consumir durante el embarazo porque pueden perjudicar el desarrollo del bebé, como es el caso del Aloe Vera, Llantén y Artemisa

Además de esto, para evitar correr el riesgo de perjudicar la propia vida y también la del bebé, la embarazada sólo debe tomar medicinas y tés recomendados por el obstetra, porque en muchos casos, además de la toxicidad característica de la propia planta, las hierbas que crecen a orilla de las carreteras y las que se cosechan en los campos de cultivo pueden estar contaminadas por la polución que sale por el tubo de escape de los carros y por pesticidas.

Lista completa de plantas perjudiciales durante el embarazo

Otras plantas que también se consideran tóxicas y por eso pueden ser abortivas son:

CatuabaAngélicaAlbahacaPalo de aceite
ArtemisaSenna alexandrinaSennaCelidonia mayor o golondrina
CanelaLágrimas de JobMirraNuez moscada
Trompetero o floripondioRuibarboAchicoria o escarolaGranada
MarihuanillaVerdolagaMenta piperitaRuda
ChancapiedraZarzaparrillaPilocarpus jaborandiLlantén mayor
PersicariaJurubebaDurazneroMelón amargo, cundeamor chino o balsamina
Regaliz AmericanoAmor seco, manayupa, bur burAgueditaEsponja vegetal
BoldoPoleoAlgodón (Gossypium)Epazote
Cola de caballoAgoniadaCinamomoÁrnica
Aloe de VeraConsueldaJatrofaCáscara sagrada
EnebroPerejilCimicífugaSalvia

Hay mayores posibilidades de complicaciones cuando la mujer consume regularmente estas plantas durante la gestación o cuando ingiere una gran cantidad de estos tés a la vez, especialmente en el primer trimestre del embarazo. Pero los riesgos, a pesar de menores, también existen en el segundo y tercer trimestre de gestación.

Qué puede ocurrir si son ingeridas

Si la mujer está embarazada y consume alguna de estas plantas medicinales lo que puede suceder es un aumento de las contracciones uterinas, que provoca intenso dolor abdominal, pudiendo haber pérdida de sangre por la vagina y consecuentemente pérdida del feto. Sin embargo, en algunas mujeres el aborto no ocurre pero la toxicidad que llega hasta el bebé puede ser suficiente para causar graves cambios, comprometiendo su desarrollo motor y cerebral.

A veces, la toxicidad causa a una contracción tan fuerte que promueve la salida del feto, pero éste puede ser un aborto incompleto y los restos del feto y de la placenta pueden permanecer retenidos en el interior del útero, pudiendo causar una infección, y llevar a la muerte de la madre. Las señales de infección después de un aborto incompleto pueden incluir intenso dolor abdominal, fiebre y escalofríos y en este caso se debe acudir al servicio de emergencia rápidamente para tratar la infección.

La toxicidad de estas plantas cuyo uso no es recomendado durante el embarazo también puede causar graves complicaciones renales, pudiendo ser necesario un trasplante de renal.

¿Te gustó lo que leíste?   
 /  No

Si tienes alguna duda o encontraste algún error escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto.

Enviar Carregando elementos na página
Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar