Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Qué es la metástasis, síntomas y cómo ocurre

El cáncer es una de las enfermedades más graves debido a que sus células son capaces de diseminarse por todo el organismo, afectando órganos y tejidos cercanos; no obstante, también puede hacerlo en zonas más distantes. Este proceso de propagación en el que las células cancerígenas llegan a otros órganos es conocido como metástasis.

Aunque la metástasis afecte otro órgano, las células cancerígenas continúan siendo formadas por células malignas del tumor inicial, razón por la que esto no significa que se desarrolló cáncer en el nuevo órgano afectado. Por ejemplo, cuando el cáncer de mama hace metástasis al pulmón, las células malignas continúan siendo de la mama, debiendo ser tratadas de las mismas formas que el cáncer de mama. 

Qué es la metástasis, síntomas y cómo ocurre

Síntomas de metástasis

En la mayoría de los casos, la metástasis no provoca nuevos síntomas; sin embargo, cuando ocurre, estos varían según la zona afectada, incluyendo:

  • Dolor en los huesos y/o fracturas frecuentes, en caso de afectar a los huesos;
  • Dificultad para respirar y/o sensación de falta de aire, en caso de afectar a los pulmones;
  • Dolor de cabeza intenso y constante, convulsiones y/o mareos frecuentes, en caso de afectar al cerebro;
  • Piel y ojos amarillentos y/o hinchazón abdominal, en caso de afectar al hígado. 

No obstante, algunos de estos síntomas también pueden surgir debido al tratamiento para el cáncer, aconsejándose informar al oncólogo de todos los nuevos síntomas para que sea evaluada la posibilidad de que estos estén relacionados con el desarrollo de metástasis.

La metástasis es indicativa de neoplasias malignas, esto significa que el organismo no fue capaz de combatir las células cancerígenas, lo que favoreció la proliferación anormal y descontrolada de estas células. Conozca más sobre la neoplasia maligna.

Cómo ocurre

La metástasis ocurre debido a la baja eficiencia del organismo con respecto a la eliminación de las células anormales. Por lo tanto, dichas células comienzan a proliferar de forma autónoma y descontrolada y traspasan las paredes de los ganglios linfáticos y de los vasos sanguíneos, por lo que son transportadas por el sistema circulatorio y linfático hacia otros órganos, pudiendo estar cerca o lejos del sitio primario del tumor. 

En el nuevo órgano, las células malignas se van acumulando hasta formar un tumor semejante al original. Cuando existe un gran número de células, estas logran que el organismo forme nuevos vasos sanguíneos para proporcionar más sangre al tumor, lo que favorece la proliferación de más células cancerígenas y, por ende, su crecimiento. 

Principales sitios de metástasis

Pese a que la metástasis puede surgir en cualquier zona del cuerpo, las áreas que se ven frecuentemente afectadas son los pulmones, el hígado y los huesos. No obstante, estas regiones pueden variar de acuerdo con el cáncer original:

Tipo de cáncerSitios más comunes de metástasis
Tiroides

Huesos, hígado o pulmón

Melanoma

Huesos, cerebro, hígado, pulmón, piel o músculos

Mama

Huesos, cerebro, hígado o pulmón

Pulmón

Glándulas suprarrenales, huesos, cerebro o hígado

Estómago

Hígado, pulmón o peritoneo

Páncreas

Hígado, pulmón o peritoneo

Riñones

Glándulas suprarrenales, huesos, cerebro o hígado

Vejiga

Huesos, hígado o pulmón

Intestino

Hígado, pulmón o peritoneo

Ovarios

Hígado, pulmón o peritoneo

Útero

Huesos, hígado, pulmón, peritoneo o vagina

Próstata

Glándulas suprarrenales, huesos, hígado o pulmón

¿La metástasis tiene cura?

Cuando el cáncer se disemina hacia otros órganos es más difícil lograr la curación; sin embargo, el tratamiento de la metástasis debe ser semejante al tratamiento del cáncer original, con quimioterapia o radioterapia, por ejemplo.

La curación es difícil de lograr por el hecho de que la enfermedad ya se encuentra en una fase más avanzada, pudiendo ser observada la presencia de células cancerígenas en varias regiones del cuerpo.

En los casos más graves, en los que el cáncer está muy desarrollado, puede que no sea posible eliminar todas las células malignas en los órganos donde ocurrió la metástasis, razón por la que el tratamiento es realizado principalmente para aliviar los síntomas y retrasar el desarrollo del cáncer.

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto:

¡Atención! Solo podremos responderle si coloca su email a continuación.
Recibirá un email con un enlace al que debe acceder para confirmar que el email le pertenece.


Carregando
...
Fechar Simbolo de finalizado

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje