Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

5 Principales causas de infección urinaria

Las infecciones urinarias son normalmente causadas por cambios en el equilibrio de la microbiota de la región genital, favoreciendo la proliferación de microorganismos que se encuentran naturalmente en el organismo, causando el surgimiento de signos y síntomas de infección urinaria como dolor y ardor al orinar, ganas frecuentes de orinar pero en poca cantidad y turbia. 

La microbiota corresponde al conjunto de microorganismos que se encuentran presentes en el organismo y cuyo equilibrio puede verse afectado por algunos factores como higiene íntima incorrecta, aguantar la orina por mucho tiempo y beber poca agua durante el día, por ejemplo.

Muchas veces esta infección pasa desapercibida y el organismo consigue combatirla naturalmente, pero cuando surgen síntomas es necesario acudir al médico e iniciar el tratamiento adecuado, el cual suele realizarse con antibióticos o antifúngicos, dependiendo del microorganismo identificado. Vea cómo identificar los síntomas de una infección urinaria

5 Principales causas de infección urinaria

Las principales causas del desarrollo de infección urinaria son: 

1. Aguantar las ganas de ir al baño

Además de permitir eliminar el exceso de líquidos y toxinas del cuerpo, la orina ayuda a limpiar las paredes de la uretra, eliminando bacterias que puedan estar subiendo hasta la vejiga. Por esto, aguantar las ganas de ir al baño impide que ese proceso de limpieza natural ocurra, facilitando el desarrollo de bacterias. 

Al acumularse mucha orina, la vejiga se dilata y no puede contraerse por completo cuando finalmente se utiliza el baño. Cuando esto ocurre, un poco de orina puede permanecer dentro de la vejiga, aumentando el riesgo de que haya sobrecrecimiento bacteriano y se desarrolle una infección.

2. Hacer la higiene íntima incorrectamente

Uno de las regiones que posee más bacterias capaces de causar una infección urinaria es el intestino, por esto para limpiar la zona íntima se debe pasar el papel higiénico de adelante hacia atrás, evitando traer hacia adelante las bacterias que se encuentren en la región anal, especialmente después de ir al baño. Vea 5 consejos para tener una buena higiene íntima femenina.

Aunque ésta es una de las causas principales de la infección urinaria en las mujeres, también puede ocurrir en el hombre, especialmente al bañarse, cuando se lava primero la región de los glúteos antes del pene, por ejemplo. 

3. Beber poca agua durante el día

De esta misma forma, quien aguanta la orina por mucho tiempo puede facilitar el desarrollo de bacterias en la uretra y en la vejiga, por lo que beber poca agua durante el día puede causar el mismo efecto. Esto ocurre porque el cuerpo deja de producir orina suficiente por la falta de ingestión de líquidos, permitiendo que las bacterias no sean eliminadas por la orina y que continúen subiendo hasta la vejiga. 

Por este motivo se aconseja beber al menos 2 litros de agua al día para mantener el sistema urinario saludable.

4. Utilizar tampones mucho tiempo

Los tampones así como las toallas sanitarias son una excelente opción para mantener la higiene durante el período menstrual. Sin embargo, cuando se ensucian y pasan mucho tiempo sin cambiarlos, pueden facilitar el desarrollo de bacterias que pueden alcanzar al sistema urinario provocando la infección urinaria.

Para evitar este problema, se debe sustituir la toalla sanitaria o el tampón frecuentemente, preferiblemente cada 4 horas, lavando la región antes de cambiarlos. 

5. Tener cálculos renales

Las personas con piedras en los riñones suelen presentar crisis de infección urinaria frecuentes. Esto ocurre debido a que las piedras dificultan la salida de la orina, permitiendo que las bacterias se desarrollen en la vejiga y causen una infección.

En estos casos, el paso más importante es intentar evitar el surgimiento de nuevas piedras y tratar de eliminar las que ya existen, por lo que se recomienda acudir al médico para que indique el tratamiento más adecuado. Vea algunos remedios naturales para los cálculos renales.

Qué puede causar infecciones urinarias recurrentes

Algunas mujeres tienen más predisposición de sufrir infecciones urinarias recurrentes, pudiendo sufrir más de 4 infecciones en un año, a pesar de que mantienen los cuidados necesarios para evitarlas, como ingerir líquidos, limpiándose correctamente y mantener la región genital siempre limpia y seca. 

La principal explicación para este hecho es la parte anatómica, porque cuanto más cerca sea su uretra del ano, mayores son las probabilidades de que las bacterias de la región perianal lleguen a la uretra y causen una infección en las vías urinarias. Para que estas mujeres, colocarse la vacuna Uro Vaxom puede ser una excelente estrategia para evitar la que la infección urinaria sea recurrente. Esta vacuna fortalece el sistema inmune y hace que el propio cuerpo sea más eficiente en el combate a las bacterias que llegan a la uretra.

Además de esto, mujeres diabéticas y en la menopausia también tienen más riesgo de sufrir una infección urinaria, por esto adoptar una alimentación baja en carbohidratos también es una excelente estrategia para evitar el crecimiento de bacterias nocivas en el tracto urinario, previniendo así que la infección urinaria sea recurrente. Vea en el vídeo a continuación algunos consejos de cómo alimentarse a diario:

Quién tiene mayor riesgo de infección

Además de las principales causas, todavía hay algunos factores que aumentan el riesgo de tener una infección urinaria, estos son:

  • Problemas en la vejiga que impiden su vaciamiento adecuado;
  • Uso de catéter para orinar;
  • Infección en el torrente sanguíneo;
  • Sistema inmunológico debilitado como durante el tratamiento del cáncer o por enfermedades como el SIDA;
  • Alteración anatómica del tracto urinario.

Las mujeres tienen más probabilidades de desarrollar infecciones urinarias porque la uretra, canal por donde sale la orina, es más cercana al ano que el de los hombres, lo que facilita la colonización por bacterias de un lugar a otro, principalmente por una higiene íntima incorrecta.

Y además de esto, las mujeres también corren mayor riesgo cuando están embarazadas o cuando usan diafragma como método anticonceptivo, condones con espermicida y durante las relaciones íntimas en general, por facilitar la contaminación a partir de microorganismos provenientes de su pareja.

En el caso de los hombres, la infección urinaria es más frecuente cuando hay problemas de crecimiento de la próstata, ya que presiona la vejiga e impide la completa eliminación de la orina.

¿La infección urinaria es contagiosa?

La infección urinaria no es contagiosa y por eso no tiene como transmitirse de una persona a otra, ni siquiera durante el contacto íntimo. Sin embargo, las relaciones sexuales podrían propiciar su desarrollo debido al contacto con el látex del condón, espermicidas o juguetes sexuales que pueden alterar la flora vaginal, haciendo con que las bacterias que causan la infección urinaria se multipliquen.

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto:

¡Atención! Solo podremos responderle si coloca su email a continuación.
Recibirá un email con un enlace al que debe acceder para confirmar que el email le pertenece.
Más sobre este tema:

Publicidad
Carregando
...
Fechar Simbolo de finalizado

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje