Pediatra: qué es, qué hace y cuándo acudir

Actualizado en diciembre 2022

El pediatra es un médico que se especializa en la atención de niños desde el nacimiento hasta la edad adulta, que cuenta con los conocimientos generales necesarios para actuar en la prevención, diagnóstico y tratamiento de enfermedades en este grupo de edad.

La especialidad de pediatría también se encarga de orientar la vacunación, monitorear la ganancia de peso, el crecimiento y el desarrollo de habilidades de los niños. Además, esta especialidad también es importante para orientar a la familia y referir al niño a otros profesionales (siempre que sea necesario) para que reciba todo el apoyo necesario en cada etapa de la vida hasta la edad adulta.

El objetivo del pediatra es conseguir que los niños desarrollen todo su potencial y se conviertan en adultos independientes y capaces de decidir sobre su futuro.

Imagem ilustrativa número 1

Qué hace un pediatra

Algunas condiciones que un pediatra puede tratar incluyen:

  • Resfriados;
  • Diarrea;
  • Infecciones de garganta;
  • Infecciones urinarias;
  • Asma y bronquitis;
  • Bronquiolitis;
  • Neumonía;
  • Parásitos;
  • Estreñimiento;
  • Dermatitis atópica;
  • Enfermedades infecciosas como sarampión o varicela;
  • Micosis.

El pediatra también es responsable de orientar la lactancia de los bebés y la introducción de nuevos alimentos, el consumo de fórmulas infantiles, evaluar el crecimiento, el desarrollo y la vacunación. Conozca los principales tipos de fórmulas infantiles y cómo prepararlas.

Los pediatras suelen trabajar en conjunto con diferentes especialidades médicas y profesionales de la salud como fonoaudiólogos, terapeuta del lenguaje, psicólogos y fisioterapeutas, coordinando los tratamientos del niño.

Hasta qué edad atienden

La edad que atiende el pediatra suele ser desde el nacimiento hasta los 21 años, por lo que el seguimiento del niño comienza al nacer y se extiende durante la niñez y la adolescencia hasta la edad adulta.

Sin embargo, hay excepciones, como en el caso de los niños con necesidades especiales, pues en estas situaciones la atención después de los 21 años puede variar de un médico a otro.

Cuándo acudir al pediatra

Es importante consultar al pediatra ante la presencia de síntomas como:

  • Fiebre alta (superior a 38ºC), especialmente en bebés;
  • Sibilancias en el pecho, cansancio de respirar o respiración muy rápida;
  • Somnolencia excesiva o dificultad para permanecer despierto y falta de ganas de jugar;
  • Poca orina;
  • Dificultad para alimentar al niño;
  • Diarrea o sangre en las heces;
  • Vómitos con sangre.

En estos casos, es importante acudir al pediatra lo antes posible porque estos síntomas podrían indicar condiciones graves, como una infección respiratoria, asma, gastroenteritis o una meningitis. Conozca los principales síntomas de meningitis.

Consultas de rutina con el pediatra

Es importante llevar al niño al pediatra regularmente, pues durante este seguimiento el médico evalúa su crecimiento, desarrollo, aclara dudas y orienta a la familia con respecto a los cuidados en cada etapa.

La frecuencia de las consultas de rutina con el pediatra suele variar según la edad:

Bebés de 0 a 2 años

A esta edad, es importante tener al menos una consulta en la primera semana después del nacimiento. Pasado este período, se recomienda que hasta los 6 meses de edad el niño acuda al pediatra al menos una vez al mes y luego tenga una cita a los 9 y otra a los 12 meses de edad.

Después del primer año de vida, las consultas suelen realizarse a los 15, 18 y 24 meses de edad.

Niños de 2 a 4 años

Después de cumplir los 2 años de edad, se recomienda consultar al pediatra al menos una vez cada 6 meses hasta los 4 años.

Niños y jóvenes de 4 a 19 años

Después de que el niño cumple 4 años, las consultas deben ocurrir al menos una vez al año.