Atelectasia pulmonar: qué es, síntomas, diagnóstico y tratamiento

La atelectasia pulmonar es una complicación respiratoria que impide el paso correcto de aire debido al colapso de los alvéolos pulmonares. Esto normalmente ocurre cuando existe fibrosis quística, tumores en el pulmón o cuando el pulmón se llenó de líquido debido a un golpe fuerte en el pecho, por ejemplo. 

Dependiendo de la cantidad de alvéolos afectados, la sensación de falta de aire puede ser más o menos intensa y, por esta razón, el tratamiento también podrá variar de acuerdo con la intensidad de los síntomas.

No obstante, en cualquier caso, si existe sospecha de atelectasia, se recomienda acudir rápidamente al hospital para confirmar el diagnóstico e iniciar el tratamiento más idóneo, puesto que si el pulmón continúa afectado puede poner en riesgo la vida de la persona. 

Atelectasia pulmonar: qué es, síntomas, diagnóstico y tratamiento

Posibles síntomas

Los síntomas más comunes de atelectasia incluyen:

  • Dificultad para respirar;
  • Respiración rápida y superficial;
  • Tos persistente;
  • Dolor constante en el pecho.

Normalmente, la atelectasia ocurre como complicación del estado de salud en personas que ya están internadas, sin embargo, en caso de que se sienta algunos de estos síntomas, es muy importante acudir rápidamente a un médico o un enfermero. 

Cómo confirmar el diagnóstico

En caso de sospecha de atelectasia, el médico puede indicar varios exámenes como una radiografía, tomografía, oximetría y broncoscopia, para confirmar la presencia o no de alvéolos pulmonares colapsados. 

Qué puede causar atelectasia

La atelectasia normalmente ocurre cuando una vía del pulmón se encuentra obstruida o existe exceso de presión fuera de los alvéolos. Algunos problemas que pueden causar este tipo de alteraciones son: 

  • Acumulación de secreciones en las vías respiratorias;
  • Presencia de un objeto extraño en el pulmón;
  • Golpes fuertes en el pecho;
  • Neumonía;
  • Presencia de líquido en el pulmón;
  • Tumor pulmonar.

Asimismo, después de una cirugía es común que surja atelectasia, pues el efecto del anestésico puede provocar colapso de algunos alvéolos. Sin embargo, en estos casos, se utiliza un ventilador para garantizar que el aire entre adecuadamente en los pulmones. 

Cómo se realiza el tratamiento

El tratamiento para la atelectasia es realizado de acuerdo con la causa y la intensidad de los síntomas; por ende, en los casos más leves, puede no ser necesario ningún tipo de terapia. Por otra parte, si los síntomas son más intensos, pueden realizarse ejercicios respiratorios para intentar abrir los alvéolos pulmonares, como toser, respirar profundo algunas veces o golpear suavemente el área afectada para liberar la acumulación de secreciones. 

En los casos más graves, puede ser necesario recurrir a cirugía para limpiar las vías aéreas o incluso remover la parte afectada del pulmón, permitiendo que vuelva a funcionar correctamente. 

Siempre que exista una causa identificable de atelectasia, como tumor o presencia de líquido en el pulmón, se debe tratar el problema para garantizar que esta no vuelva a surgir. 

¿Fue útil esta información?
Más sobre este tema: