Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.

Tromboflebitis: Qué es, causas, síntomas y tratamiento

La tromboflebitis consiste en el cierre parcial e inflamación de una vena, producido por la formación de un coágulo, trombo sanguíneo. Generalmente ocurre en las piernas, tobillos o pies, pero puede ocurrir en cualquier vena del organismo.

Generalmente la tromboflebitis es provocada por alteraciones en la coagulación sanguínea que pueden surgir por defectos en la circulación, común en personas con varices y por falta de movimiento de las piernas, además de lesiones en los vasos producidos por inyecciones en la vena, por ejemplo. Puede surgir de 2 formas:

  • Tromboflebitis superficial: ocurre en venas superficiales del cuerpo, respondiendo bien a la terapia y trayendo menos riesgo para la vida del paciente;
  • Tromboflebitis profunda: se considera un caso de urgencia, el objetivo es evitar que el trombo se desplace y cause serias complicaciones como embolia pulmonar, por ejemplo. La tromboflebitis profunda también es conocida como trombosis venosa profunda. Vea más al respecto.

La tromboflebitis tiene cura y su tratamiento es orientado por el médico, incluyendo medidas para disminuir la inflamación del vaso sanguíneo, como compresas de agua tibia, uso de medicamentos antiinflamatorios, y en algunos casos, el uso de anticoagulantes para disolver el coágulo. 

Tromboflebitis: Qué es, causas, síntomas y tratamiento
Tromboflebitis: Qué es, causas, síntomas y tratamiento

Causas de la tromboflebitis

La tromboflebitis se produce debido a la obstrucción del flujo sanguíneo debido a un coágulo, junto con una inflamación del vaso. Algunas de las posibles causas son:

  • Falta de movimiento de las piernas que puede ser consecuencia de una cirugía o un viaje largo en coche, autobús o avión;
  • Lesión en una vena causada por inyecciones o uso de un catéter para medicamentos en esta;
  • Varices en las piernas;
  • Enfermedades que alteran la coagulación sanguínea, como trombofilia, infecciones generalizadas o cáncer;
  • Embarazo, ya que también es una condición que altera la coagulación sanguínea.

La tromboflebitis puede surgir en cualquier zona del cuerpo, siendo las piernas, pies y brazos las áreas más afectadas, ya que son las áreas más expuestas a pequeñas heridas y susceptibles a la formación de varices. Otra área que puede verse afectada es el órgano sexual masculino, pues la erección puede causar traumatismos en los vasos sanguíneos y cambios en la circulación sanguínea en la región, aumentando el riesgo de coagulación y dando lugar a una condición llamada de tromboflebitis de la vena dorsal superficial del pene.

Principales síntomas

La tromboflebitis superficial produce hinchazón y enrojecimiento en la vena afectada, con dolor a la palpación del la zona. Cuando alcanza regiones más profundas, es común que haya dolor, hinchazón y sensación de peso del miembro afectado, que en la mayoría de las veces son las piernas.

Para confirmar la tromboflebitis, además de la evaluación clínica, es necesaria la realización de una ecografía doppler de los vasos sanguíneos, que muestra la presencia del coágulo y la interrupción del flujo de sangre.

Tratamiento de la tromboflebitis

El tratamiento para la tromboflebitis varía según el tipo de enfermedad presentada. Así, el tratamiento de la tromboflebitis superficial consiste en el uso de compresas de agua tibia, elevación del miembro afectado para facilitar el drenaje linfático y el uso de medias de compresión elástica. 

El tratamiento de la tromboflebitis profunda se realiza con reposo y uso de medicamentos anticoagulantes, como heparina u otro anticoagulante oral, con el objetivo de disolver el trombo y evitar que alcance otros lugares del cuerpo. Conozca más sobre el tratamiento de la tromboflebitis. 

¿Fue útil esta información?

¡Su opinión es importante! Escriba aquí en qué podemos mejorar nuestro texto:

Consulta el email de confirmación que te enviamos.
Más sobre este tema:

Carregando
...
Enviar mensaje