Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
Cerrar Coronavirus: Informaciones sobre el COVID-19 Leer más
¿Qué necesitas saber?

Por qué se inflama el tatuaje, cómo saber si está infectado y qué hacer

Un tatuaje inflamado generalmente ocasiona el surgimiento de ciertos signos, como enrojecimiento, hinchazón y dolor en la zona de la piel que fue tatuada, por lo que genera incomodidad y preocupación de que pueda ser signo de algo grave. 

No obstante, es normal que el tatuaje se inflame en los primeros 3 a 4 días, puesto que es un reacción natural de la piel al tipo de lesión que fue causada por la aguja; por ende, esto no es indicativo de algo más grave como una alergia o una infección. De esta forma, es muy importante realizar los cuidados adecuados inmediatamente después de realizarse el tatuaje para disminuir la irritación de la piel y garantizar que no surjan otras complicaciones. 

No obstante, se espera que la inflamación vaya disminuyendo a lo largo del tiempo, desapareciendo casi toda después de una semana de cuidados. De esta manera, si la inflamación no mejora o se agrava durante los primeros 7 días, es muy importante que el tatuaje sea evaluado por un dermatólogo o médico general, puesto que podría indicar la presencia de una infección o incluso una alergia a la tinta. 

Por qué se inflama el tatuaje, cómo saber si está infectado y qué hacer

Cómo saber si se trata de una infección

Una de las complicaciones más graves que pueden presentarse después de realizarse un tatuaje es el surgimiento de una infección, que ocurre cuando algún microorganismo, como una bacteria, un hongo o un virus, logra entrar en el cuerpo. 

Cuando esto ocurre, además de la inflamación de la piel, pueden surgir otros síntomas como: 

  • Fiebre baja o alta;
  • Temblores y calorones o bochornos;
  • Dolor muscular generalizado y malestar;
  • Secreción purulenta en las heridas del tatuaje;
  • Piel muy dura. 

Independientemente del surgimiento o no de estos síntomas, siempre que la piel inflamada no mejore después de 3 o 4 días y los síntomas empeoren con el tiempo, es muy importante acudir al hospital o consultar un médico que pueda evaluar el área y entender si es necesario realizar algún tipo de tratamiento específico. Conozca cuáles son las infecciones de la piel más comunes

Uno de los exámenes que puede ser solicitado por el médico para saber si realmente es una infección es un frotis de la zona. En este examen, el médico frota un cotonete en la zona del tatuaje y lo envía para el laboratorio, donde será analizado con la finalidad de identificar si existe algún microorganismo en exceso que pueda estar causando una infección. En caso de que se determine, el médico puede indicar algún antibiótico, antimicótico o simplemente recomendar una nueva rutina de cuidados, dependiendo del microorganismo identificado. 

Cómo saber si se trata de alergia

La alergia también puede causar signos semejantes a los de la infección, especialmente en la zona de la piel donde fue realizado el tatuaje. Sin embargo, es menos frecuente que ocasione el surgimiento de fiebre, temblores o malestar general, siendo más común el enrojecimiento, hinchazón, dolor, comezón e incluso descamación de la piel. 

De esta forma, la mejor forma de saber si realmente se trata de una alergia es realizando una consulta con el dermatólogo, el cual puede solicitar un examen de frotis de piel para descartar posibles infecciones y, luego de esto, iniciar el tratamiento para la alergia. 

Conozca mejor cómo identificar una alergia en la piel

Por qué se inflama el tatuaje, cómo saber si está infectado y qué hacer

Tratamiento para tatuaje inflamado

Puesto que no existe una causa única, el paso más importante para tratar un tatuaje inflamado consiste en consultar un dermatólogo o acudir al hospital para identificar la causa correcta e iniciar el tratamiento más adecuado:

1. Tratamiento para infección

El tratamiento para un tatuaje infectado varía de acuerdo a los tipos de microorganismos presentes. En el caso de una bacteria, generalmente se indica una pomada antibiótica con bacitracina o ácido fusídico, por ejemplo. Por otra parte, si se trata de una infección por hongos, el médico puede indicar una pomada antimicótica con ketoconazol, fluconazol o itraconazol. Y, en el caso de tratarse de un virus, generalmente sólo es necesario mantener los cuidados de higiene en el área y descansar, puesto que el cuerpo es capaz de combatir el virus sin medicamentos. 

En la mayor parte de los casos, las pomadas son capaces de tratar la infección, no obstante, si la situación es más grave y los síntomas no están mejorando, se aconseja volver a acudir al médico, pues puede ser necesario iniciar el uso de medicamentos orales en forma de comprimidos. 

Mientras más tarde sea iniciado el tratamiento para una infección, mayor es el riesgo de diseminarse para otros tejidos y hasta otros órganos, poniendo en riesgo la vida. De esta forma, siempre que se sospeche de una infección es muy importante consultar un médico para iniciar el tratamiento adecuado. 

2. Tratamiento para alergia

El tratamiento para una reacción alérgica en el tatuaje normalmente es simple y puede llevarse a cabo mediante la ingesta de medicamentos antihistamínicos, como cetirizina, hidroxicina o bilastina. Sin embargo, si los síntomas son muy intensos, el médico puede incluso recetar una pomada corticoide para aplicar en la piel, como hidrocortisona o betametasona, que van a ayudar a aliviar rápidamente la irritación y la incomodidad. 

En la mayor parte de las situaciones, la alergia no requiere ser tratada con la remoción del tatuaje, puesto que el cuerpo va acostumbrándose lentamente a la presencia de la tinta. Pero si los síntomas no mejoran, es importante volver a acudir al médico para adaptar los medicamentos que están siendo usados o evaluar otros tipos de tratamientos que pudieran ayudar. 

Cómo evitar que el tatuaje se inflame

La inflamación de la piel es un proceso natural que ocurre en la mayor parte de los tatuajes, pues es la forma como reacciona la piel a las lesiones causadas por la aguja para lograr cicatrizar. No obstante, pueden ser evitadas las complicaciones que causan que esta inflamación se mantenga por más tiempo o que vuelva a surgir, como la infección y la alergia. 

Para esto, el cuidado más importante debe ser pensado antes de iniciar el tatuaje, consistiendo en escoger un sitio certificado y con buenas condiciones de higiene, puesto que, si el material se encuentra sucio o contaminado, hay mucha probabilidad de que surja algún tipo de complicación, además de haber un riesgo muy elevado de contagio de otras enfermedades graves como hepatitis o incluso VIH, por ejemplo.

Después de esto, se debe comenzar con los cuidados del tatuajes inmediatamente después de terminar el proceso, lo que normalmente es realizado por el tatuador, que cubre el tatuaje con un trozo de papel adherente para proteger las heridas del contacto con microorganismos. Sin embargo, otros cuidados como lavar el área, pasar crema cicatrizante y evitar exponer el tatuaje al sol, también son muy importantes. Conozca paso a paso los cuidados que hay que tener luego de realizarse un tatuaje

Bibliografía >

  • FDA. A Tattoo for You? Seven Key Questions to Consider. Disponible en: <https://www.fda.gov/consumers/consumer-updates/tattoo-you-seven-key-questions-consider>. Acceso en 07 Ene 2020
  • KHUNGER, Niti et al.. Complications of Tattoos and Tattoo Removal: Stop and Think Before you ink. Journal of Cutaneous and Aesthetic Surgery. Vol.8, n.1. 30-36, 2015
  • PREFEITURA DE SÃO PAULO. Guia de saúde para profissionais de tatuagem, piercing e maquiagem difinitiva. Disponible en: <https://www.prefeitura.sp.gov.br/cidade/secretarias/upload/saude/vigilancia_em_saude/vigilancia_sanitaria/Tatuadores_perguntas-respostas.pdf>. Acceso en 07 Ene 2020
  • MOLINA, Luciana; ROMITI, Ricardo. Molusco contagioso em tatuagem. Anais Brasileiros de Dermatologia. Vol.86, n.2. 352-354, 2011
  • LEBLANC, Pamela M. et al. Tattoo Ink–Related Infections — Awareness, Diagnosis, Reporting, and Prevention. New England Journal of Medicine. 985-987, 2012
  • OLIVEIRA, Ana Maria C.; COUTINHO, Pedro Campos. Tatuagem e Piercing: quando a moda interfere na saúde pública. Journal of Management & Primary Health Care. Vol.5, n.2. 242-248, 2014
  • CDC. The Hidden Dangers of Getting Inked. Disponible en: <https://blogs.cdc.gov/publichealthmatters/2012/08/the-hidden-dangers-of-getting-inked/>. Acceso en 07 Ene 2020
¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto:

Atenção! Sólo podremos responderle si deja su email.
Recibirá un email con un enlace al que debe acceder para confirmar que el email le pertenece.
Más sobre este tema:

Publicidad
Carregando
...
Fechar Simbolo de finalizado

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje