Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Mastopexia: cirugía para levantar los senos

La mastopexia es el nombre de la cirugía estética para levantar los senos y es realizada por un cirujano plástico. Desde la pubertad, los senos sufren varias alteraciones causadas por las hormonas, el uso de anticonceptivos orales, embarazo, lactancia o menopausia.

Con el tiempo, los senos alteran su aspecto y consistencia, y se notan caídos. La mastopexia permite reposicionar los senos de forma que queden más altos, evitando que continúen caídos. A veces, la simple colocación de una prótesis de tamaño medio o grande, y con alta proyección, puede solucionar el problema estético, en caso de que no sea muy grande. 

Mastopexia: cirugía para levantar los senos

Tipos de mastopexia

La mastopexia clásica se realiza sin utilizar prótesis o silicona, ya que se hace con el fin de corregir la flacidez de los senos, sin embargo, cuando la mama es pequeña la mujer puede optar por evaluar con el médico la posibilidad de aplicar silicona durante la cirugía, recibiendo el nombre de mastopexia con prótesis.

La mastopexia con prótesis es realizada más veces por mujeres que también pretenden aumentar el tamaño de los senos, creando una silueta más llena. Sin embargo, en el caso de ser necesario aplicar una prótesis de silicona muy grande, la cirugía de aumento de mama debe hacerse hasta 3 meses antes de la mastopexia, para garantizar que el peso de los senos no perjudica el resultado final.

A lo largo del tiempo, estos tipos de cirugía se han hecho cada vez más frecuente en conjunto, ya que la mayor parte de las mujeres pretende tener el resultado de aumentar ligeramente el volumen de la mama, así como levantarla.

Cómo preparase para la cirugía 

La preparación para la mastopexia incluye:

  • Evitar fumar 4 semanas antes de la cirugía;
  • Evitar ingerir bebidas alcohólicas por lo menos el día anterior a la cirugía;
  • Interrumpir el uso de antiinflamatorios, principalmente con ácido acetilsalicílico, anti-reumáticos, aceleradores del metabolismo, como anfetaminas, fórmulas para adelgazar y vitamina E hasta 2 semanas antes de la cirugía;
  • Estar en ayuno absoluto de 8 horas;
  • No usar anillos, aretes, pulseras u otros objetos de valor el día de la cirugía.

Además de esto, es importante llevar al hospital o a la clínica los exámenes que el cirujano plástico solicite.

Cómo queda la cicatriz 

En cualquier caso, la mastopexia puede dejar cicatrices y, por eso, una de las técnicas más utilizadas es la mastopexia periareolar, la cual deja cicatrices más discretas y casi invisibles.

En esta técnica, el cirujano hace el corte alrededor de la areola, en lugar de hacer una cicatriz vertical. Así, después de cicatrizar, las pequeñas marcas hechas por el corte pasan desapercibidas por el cambio de coloración de la areola hacia la piel de la mama. Sin embargo, es posible que el corte alrededor de la areola no produzca una levantamiento mamario tan firme como la cicatriz vertical.

Las cicatrices pueden tardar varios meses hasta quedar completamente imperceptibles y, por eso, durante ese tiempo es muy importante aplicar pomadas cicatrizantes, como Nivea o Cicatricure, por ejemplo.

Principales tipos de cicatriz 

Mastopexia: cirugía para levantar los senos

Existen 3 tipos principales de cortes que pueden ser utilizados para hacer la mastopexia:

  • Periareolar: se hace apenas en algunos casos, especialmente cuando no es necesario remover una gran cantidad de piel;
  • Periareolar y vertical: se hace cuando la areola necesita subir, pero no es necesario retirar mucha piel; 
  • T-invertido: se realiza frecuentemente en casos en que es necesario retirar una gran cantidad de piel;

Dependiendo del tipo de mama y del resultado final, el tipo de cicatriz puede decidirse junto con el médico, de forma que se obtenga el mejor resultado estético, tanto de la posición de la mama, como de la cicatriz.

Cómo es la recuperación 

La recuperación después de la mastopexia es rápida y tranquila. Sin embargo, es normal sentir una leve molestia, sensación de peso o alteración en la sensibilidad de los senos debido a la anestesia.

Después de la cirugía, la mujer debe tener ciertos cuidados, como:

  • Evitar esfuerzos el día de la cirugía, como caminatas largas o subir escaleras;
  • Permanecer acostada con la cabecera de la cama elevada a 30º o sentada en las 24 horas posteriores a la cirugía;
  • Evitar acostarse boca abajo o de lado con el seno operado apoyado en los primeros 30 días posteriores a la cirugía;
  • Evitar la exposición al sol durante 3 días meses posteriores a la cirugía;
  • Utilizar sostén modelador, sin costuras, durante 24 horas por 30 días después de la cirugía y 30 días más, durante la noche;
  • Evitar movimientos de gran amplitud de los brazos, como levantar o cargar peso;
  • Hacer masajes con las manos en los senos, mínimo 4 veces al día:
  • Realizar una alimentación saludable, optando por legumbres, frutas y carnes blancas;
  • Evitar la ingestión de dulces, frituras, refrescos y bebidas alcohólicas.

El primer resultado de la cirugía puede verse dentro del 1 mes, pero la mujer puede volver al trabajo dentro de aproximadamente 10 días después de la cirugía, dependiendo del tipo de trabajo que realice. Sin embargo, 40 días después de la cirugía puede volver a conducir y hacer ejercicios físicos leves, como caminata, por ejemplo.

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda o encontró algún error, escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto. No le responderemos directamente. Si quiere una respuesta haga clic en Contacto.

Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje