Dolor de cadera: 8 causas comunes y qué hacer

Revisión clínica: Marcelle Pinheiro
Fisioterapeuta
agosto 2022

El dolor en la cadera puede surgir debido a una inflamación de los tendones o de la bursa en la región de la cadera, como en el caso de la tendinitis o bursitis, y también puede ocurrir debido a la inflamación del nervio ciático, o incluso por otras situaciones de salud, como artrosis de cadera, luxación o fractura, por ejemplo. 

En la mayor parte de los casos, el dolor en la cadera puede ser tratado en casa mediante la aplicación de calor en la región y reposo. Además, se debe evitar realizar ejercicios de impacto como correr o subir escaleras, por ejemplo. Conozca cómo aplicar una compresa caliente para aliviar el dolor .

No obstante, cuando el dolor en la cadera es fuerte, persistente, dura más de 15 días y no mejora con el descanso ni con analgésicos, o parece empeorar, se recomienda consultar un traumatólogo, pues puede ser señal de un problema más grave, el cual puede requerir un tratamiento más específico. 

Las principales causas de dolor de cadera incluyen:

1. Tendinitis

La tendinitis generalmente causa dolor en la articulación de la cadera que empeora al realizar ejercicios, como caminar o correr, y que puede irradiarse a la pierna. Este tipo de dolor es más común en atletas que utilizan mucho los tendones alrededor de la cadera, por lo que es común que se presente después de una sesión de ejercicio físico, por ejemplo.

Qué hacer: colocar una compresa tibia sobre la cadera durante 15 minutos, 2 a 3 veces al días por lo menos durante 3 días, además de aplicar una pomada antiinflamatoria como Cataflam o Traumeel, por ejemplo. Conozca otros consejos para aliviar el dolor de la tendinitis de cadera

2. Bursitis

En caso de bursitis en la cadera el dolor es más profundo, afectando la parte media de la articulación y pudiéndose irradiar por la parte lateral del muslo. En algunos casos, la bursitis puede producir una ligera inflamación en la zona lateral del muslo e incluso quedar adolorida al tacto.

Qué hacer: aplicar compresas calientes en la zona lateral de la cadera y realizar ejercicios de estiramiento como acostarse en el piso y elevar la cadera pueden ayudar a aliviar el dolor. Sin embargo, también se aconseja consultar a un ortopedista ya que puede que indique la toma de antiinflamatorios y la realización de sesiones de fisioterapia. Conozca algunos ejercicios para la bursitis en la cadera y otras opciones de tratamiento.

3. Inflamación del nervio ciático

La inflamación del nervio generalmente surge en personas que realizan ejercicios de impacto o que hacen entrenamiento de glúteo con frecuencia, por ejemplo. Además, este tipo de dolor también es frecuente en ancianos, debido a la compresión del nervio por las vértebras de la columna.

El dolor producido por la inflamación del nervio ciático tiende a ser más intenso en la parte de atrás de la cadera, en la zona del glúteo, el cual se irradia hacia la pierna pudiendo causar la sensación de quemazón o dificultad para moverse.

Qué hacer: en algunos casos el dolor del nervio ciático puede aliviarse con masajes en la zona del glúteo y en la parte baja de la espalda, así como la realización de ejercicios de estiramiento y fortalecimiento de la espalda. Sin embargo, cuando el dolor no mejora se aconseja acudir al médico, ya que puede ser necesario tomar antiinflamatorios o incluso realizar sesiones de fisioterapia para ayudar a disminuir la inflamación del nervio. Conozca más sobre el tratamiento del dolor en la ciática.

Vea algunos consejos para aliviar el dolor de ciática en el siguiente video:

4. Artritis o artrosis

En personas con más de 60 años el dolor de cadera, por lo general, suele indicar la presencia de artritis, artrosis o inclusive de osteoporosis. Estas enfermedades pueden causar síntomas como dolor al caminar, sentarse o al realizar otras actividades que implican el movimiento de la articulación de la cadera. Conozca más sobre la artrosis de cadera.

Qué hacer: se debe consultar un traumatólogo para iniciar el tratamiento con antiinflamatorios como diclofenaco o ibuprofeno, además de realizar sesiones de fisioterapia para reducir la inflamación de la articulación.

5. Luxación o fractura de cadera

Cuando el dolor es muy intenso e incomodo para caminar y se le hace difícil a la persona mantenerse sentada o levantarse, puede sospecharse de una luxación, que es cuando la articulación sale de su lugar, pero también puede ser señal de una fractura, principalmente cuando se trata de un anciano o cuando surge después de un accidente de carro o moto.

Qué hacer: En caso de un accidente debe llamarse de inmediato una ambulancia al número de emergencia porque el tratamiento se realiza a través de una cirugía. En cualquier otro caso también se aconseja acudir al hospital o consultar a un ortopedista lo antes posible para iniciar el tratamiento adecuado y aliviar el dolor.

Cuando el dolor de cadera tarda en curarse o es muy intenso, se debe acudir a un traumatólogo para diagnosticar la causa e iniciar el tratamiento adecuado, que podrá incluir la ingesta de medicamentos, cambios en las alimentación e inclusive la realización de una cirugía.

6. Dolor de cadera en el embarazo

El dolor de cadera en el embarazo afecta al 50% de las embarazadas y se debe al efecto de la hormona relaxina sobre los huesos y las articulaciones. Esta hormona hace con que las articulaciones de la cadera tengan mayor elasticidad para facilitar el parto, generando malestar, principalmente si la embarazada tiene una mala postura durante el día.

Qué hacer: Para reducir el dolor de cadera en el embarazo, la mujer puede utilizar una faja para la cadera que ayuda a reducir la movilidad de las articulaciones y mejorar la incomodidad.

7. Choque femoroacetabular

El choque femoroacetabular surge debido al contacto de la cabeza del fémur con el hueso de la cadera, lo que puede causar dolor en la parte anterior de la cadera en forma de punzadas, o dolor en la ingle al permanecer mucho tiempo sentado, agacharse o al practicar ciertos deportes. 

Por lo general, esta afección es más frecuente en personas que practican deportes con movimientos repetitivos, como ballet o artes marciales, por ejemplo, o puede ser causada por factores genéticos. 

Qué hacer: el tratamiento del choque femoroacetabular debe ser realizado bajo orientación del traumatólogo, el cual puede indicar el uso de medicamentos antiinflamatorios, fisioterapia o, en los casos más graves, cirugía. 

8. Fractura por estrés

La fractura por estrés es una pequeña grieta o microfractura que surge en el cuello del fémur, que puede ocurrir por una sobrecarga en el hueso debido a una fatiga en los músculos, los cuales se tornan incapaces de absorber el impacto de actividades físicas, como correr, por ejemplo, causando dolor o hinchazón en la cadera o en la ingle, que no mejora luego de la actividad, o dolor que surge incluso en reposo. 

Qué hacer: se deben interrumpir los ejercicios físicos, aplicar compresas de hielo por 10 minutos en la región afectada y reposar. Asimismo, se debe consultar el traumatólogo para que sea realizado el diagnóstico e iniciado el tratamiento más adecuado, el cual puede llevarse a cabo mediante el uso de medicamentos para aliviar el dolor y la hinchazón, o cirugía. 

Cuándo debe acudir al médico

Se recomienda acudir al traumatólogo cuando el dolor de cadera es muy fuerte, surge de forma repentina, imposibilita la realización de movimientos como caminar y sentarse o demora más de 1 mes en desaparecer.

¿Fue útil esta información?

Atualizado por Jean-Erick De Almeida - Odontólogo, em agosto de 2022. Revisión clínica por Marcelle Pinheiro - Fisioterapeuta, em agosto de 2022.

Bibliografía

  • DUTTON, R. A. Stress Fractures of the Hip and Pelvis. Clin Sports Med. 40. 2; 363-374, 2021
  • BOJICIC, K. M.; et al. Hip Pain: Imaging of Intra-articular and Extra-articular Causes. Clin Sports Med. 40. 4; 713-729, 2021
Abrir la bibliografía completa
  • MENGE, T. J.; TRUEX, N. W. Femoroacetabular impingement: a common cause of hip pain. Phys Sportsmed. 46. 2; 139-144, 2018
  • REIMAN, M. P.; et al. Consensus recommendations on the classification, definition and diagnostic criteria of hip-related pain in young and middle-aged active adults from the International Hip-related Pain Research Network, Zurich 2018. Br J Sports Med. 54. 11; 631-641, 2020
  • WILSON, J. J.; FURUKAWA, M. Evaluation of the patient with hip pain. Am Fam Physician. 89. 1; 27-34, 2014
  • CHAMBERLAIN, R. Hip Pain in Adults: Evaluation and Differential Diagnosis. Am Fam Physician. 103. 2; 81-89, 2021
Revisión clínica:
Marcelle Pinheiro
Fisioterapeuta
Formada por la UNESA con registro profesional en CREFITO- 2 nº. 170751 - F.

Tuasaude en Youtube

  • EJERCICIOS PARA EL NERVIO CIÁTICO

    06:24 | 5263042 visualizações