5 principales medicamentos para la rinitis alérgica

Revisión clínica: Flávia Costa
Farmacéutica
abril 2022

Algunos medicamentos para la rinitis alérgica, principalmente los antialérgicos, como antihistamínicos o los corticoides, ayudan a aliviar los síntomas de la rinitis alérgica, como nariz tapada o escurrimiento nasal, comezón en la nariz y en los ojos, además de estornudos constantes, y pueden utilizarse en forma de spray, gotas o comprimidos.

Estos medicamentos deben utilizarse bajo la indicación del médico general o alergólogo, los cuales pueden indicar el mejor tratamiento individual, de acuerdo a la edad, causa de la rinitis y gravedad de los síntomas. 

Además de los medicamentos para la rinitis, el tratamiento puede complementarse con remedios caseros, como inhalación con aceite esencial de eucalipto o tomando té de jengibre y ajo, por ejemplo, para ayudar a aliviar los síntomas con mayor rapidez. 

1. Soluciones salinas

Las soluciones salinas en gotas o en spray contienen cloruro de sodio 0,9%, un tipo de sal, y agua estéril, que ayuda en la higiene nasal, favoreciendo la eliminación de sustancias irritantes y alérgenos. Además, también contribuyen a diluir la secreción nasal, aliviando la sensación de nariz tapada y el escurrimiento nasal.

Algunos ejemplos de soluciones salinas que pueden utilizarse para el lavado nasal son Afrin pure sea, Nasalub Max, Stérimar, Real Sea, Isomar, Rhinomer y Maresis, los cuales pueden adquirirse en farmacias o droguerías sin receta médica. 

Otra forma de utilizar las soluciones salinas para destapar la nariz y aliviar los síntomas de la rinitis alérgica es lavar la nariz con suero fisiológico, ya que a través de la fuerza de gravedad, el suero entra por una narina y sale por otra, sin causar molestias o dolor, eliminando las secreciones. Vea cómo hacer un lavado nasal para destapar la nariz.

2. Antihistamínicos 

Los antihistamínicos son medicamentos antialérgicos que ayudan a aliviar los síntomas de comezón en la nariz u ojos, nariz escurriendo o estornudos constantes, ya que actúan bloqueando la acción de la histamina, que es una sustancia producida por el cuerpo, responsable de la respuesta alérgica

Los antihistamínicos que pueden utilizarse por vía oral, y que normalmente son indicados por el médico, son:

  • Dexclorfeniramina comprimidos, grageas o jarabe (Polaramine ou Histamin);
  • Loratadina comprimido, jarabe o gotas (Clarityne D, Laritol D); 
  • Desloratadina comprimido, jarabe o gotas (Aviant, Sensidex);
  • Fexofenadina comprimido o jarabe (Allegra D, Biostafex);
  • Cetirizina cápsulas,comprimidos o gotas (Zyrtec, Xuzal);
  • Hidroxizina jarabe o comprimido (Atarax, Fasarax);
  • Levocetirizina gotas o comprimido (Zyxem, Invoker);
  • Bilastina comprimidos o solución oral (Blaxitec);
  • Prometazina comprimidos (Psico-soma, Fenergan).

Además, de los antihistamínicos orales, el médico también puede indicar el uso de sprays nasales con antihistamínicos, como azelastina o maleato de dimetindeno, por ejemplo, aplicados en la mucosa de la nariz, de 2 a 3 veces al día, para ayudar a aliviar los síntomas de la rinitis alérgica más rápido, como escurrimiento nasal, congestión nasal y estornudos.

Los antihistamínicos deben ser utilizados solo bajo indicación médica, y no deben ser usados por niños, mujeres embarazadas o durante la lactancia, a menos que sea recomendado por el médico.

3. Descongestionantes

Los descongestionantes orales como la pseudoefedrina actúan causando vasoconstricción y como consecuencia la disminución en el volumen sanguíneo y de la mucosa nasal, reduciendo el flujo de entrada de fluidos en la nariz, garganta y senos paranasales, disminuyendo la inflamación de las membranas nasales y la producción de moco. 

Los descongestionantes en spray o en gotas, como la oximetazolina y la fenilefrina son utilizados directamente en la nariz, y también provocan vasoconstricción, causando un efecto descongestionante rápido. Sin embargo, el uso excesivo de estos sprays descongestionantes pueden causar congestión nasal de rebote, que es cuando la mucosa nasal aumenta la producción de moco por percibir que la secreción disminuye, y de esta forma, el malestar de la rinitis alérgica puede empeorar.

4. Corticoides

Los corticoides en forma de spray nasal, como beclometasona, fluticasona, mometasona o budesonida, actúan reduciendo la inflamación y la hinchazón de la mucosa nasal, aliviando los síntomas de la rinitis, especialmente cuando se utilizan con regularidad.

Generalmente, los corticoides en spray nasal son los medicamentos más indicados para la rinitis alérgica, ya que alivian rápidamente los síntomas de la rinitis y tienen poco efectos secundarios comparados a los corticoides orales, además de ser considerados más eficaces que los antihistamínicos. 

Estos corticoides solo deben ser utilizados abajo la orientación médica, con dosis determinadas y por el tiempo indicado por el médico, de forma individualizada.

5. Antileucotrienos

Los antileucotrienos, como el montelukast, actúan disminuyendo la inflamación de la mucosa nasal, aliviando los síntomas de rinitis alérgica, como obstrucción nasal, estornudos, comezón y nariz tapada o escurrimiento nasal.

El montelukast puede utilizarse en forma de comprimido para adultos o niños mayores de 2 años de edad, o en forma de granulado, por adultos y niños mayores de 6 meses, siendo que la dosis y el tiempo de tratamiento varían con la edad y gravedad de los síntomas de la rinitis alérgica, indicada por el médico. Los antileucotrienos deben evitarse en el embarazo o lactancia, a menos que sean indicados por el médico.

Medicamentos para la rinitis alérgica infantil

Los medicamentos para la rinitis alérgica infantil deben ser adecuados a la edad y a la gravedad de los síntomas. Generalmente, los antihistamínicos prescritos por el médico son en jarabe y los descongestionantes más adecuados deben ser prescritos en gotas para no agredir la mucosa nasal. Vea los principales tratamientos para la rinitis infantil.

Las dosis de los medicamentos para la rinitis alérgica infantil deben ser indicados por el pediatra, así como el tiempo de uso.

Remedios casero para la rinitis alérgica

Una buena forma de complementar el tratamiento médico para la rinitis alérgica, es tomar un té de jengibre con ajo o hacer una inhalación con aceite esencial de eucalipto, ya que ayudan a disminuir la inflamación de las vías respiratorias. Vea cómo preparar remedios caseros para la rinitis alérgica.

El uso de estos o de cualquier otro remedio no debe sustituir a los medicamentos indicados por el médico, siendo solo una forma de ayudar a aliviar con mayor rapidez los síntomas.

Además, otras medidas naturales que pueden ayudar a aliviar los síntomas de la rinitis alérgica o evitar nuevas crisis son limpiar el entorno lo más posible, hacer una limpieza de las narinas y evitar al máximo el contacto con alérgenos. En caso de que estas medidas no den el resultado esperado, se debe acudir con el médico para que indique el mejor tratamiento, además de evitar automedicarse. Vea los riesgos de la automedicación.

¿Fue útil esta información?

Atualizado por Dr. Gonzalo Ramírez - Médico general y Psicólogo, em abril de 2022. Revisión clínica por Flávia Costa - Farmacéutica, em abril de 2022.

Bibliografía

  • FONSECA, J.; et al. ARIA 2019: An Integrated Care Pathway for Allergic Rhinitis in Portugal. Acta Médica Portuguesa. 34. 2; 2021
  • EMERYK, A.; et al. New guidelines for the treatment of seasonal allergic rhinitis. Postepy Dermatol Alergol. 36. 3; 255–260, 2019
Abrir la bibliografía completa
  • KLIMEK, . ARIA guideline 2019: treatment of allergic rhinitis in the German health system. Allergol Select. 3. 1; 22-50, 2019
  • DESHAZO, R. D.; ET AL. IN: UPTODATE. Patient education: Allergic rhinitis (Beyond the Basics). 2021. Disponível em: <https://www.uptodate.com/contents/allergic-rhinitis-beyond-the-basics/print>. Acceso en 01 mar 2022
Revisión clínica:
Flávia Costa
Farmacéutica
Farmacéutica graduada por el Centro Universitario Newton Paiva en 2003. Máster en Ciencias Biomédicas por la UBI, Portugal.