Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Colagenosis: qué es, principales causas y cómo tratarla

La colagenosis, también conocida como enfermedad del colágeno, es un grupo de enfermedades autoinmunes inflamatorias que perjudican el tejido conjuntivo del cuerpo, que es aquel que está formado por fibras, como el colágeno, y es responsable por funciones como rellenar los espacios entre los órganos, dar soporte y sustentación y, además, contribuir en la defensa del organismo. 

Las alteraciones causadas por la colagenosis pueden afectar varios órganos y sistemas del cuerpo, como piel, pulmones, vasos sanguíneos y tejidos linfáticos, por ejemplo, y producir signos y síntomas principalmente dermatológicos y reumatológicos, los cuales incluyen dolores articulares, lesiones en la piel, alteraciones en la circulación sanguínea y sequedad de boca y de ojos. 

Algunas de las principales enfermedades de la colagenosis son:

1. Lupus

Colagenosis: qué es, principales causas y cómo tratarla

Es la enfermedad autoinmune más común, esta provoca lesiones en órganos y células debido a la acción de autoanticuerpos y es más frecuente en mujeres jóvenes, aunque puede surgir en cualquier persona. Su causa aún no está completamente determinada y normalmente se desarrolla de forma lenta y continua, con síntomas que pueden ser de leves a graves, los cuales varían dependiendo de cada persona. 

Signos y síntomas: el lupus puede causar una gran variedad de manifestaciones clínicas, tanto localizadas como diseminadas por el cuerpo, las cuales incluyen manchas en la piel, úlceras orales, artritis, trastornos renales y sanguíneos e inflamaciones en los pulmones y en el corazón. 

Conozca más acerca de qué es y cómo identificar el lupus

2. Esclerodermia

Colagenosis: qué es, principales causas y cómo tratarla

Es una enfermedad que ocasiona la acumulación de fibras de colágeno en el cuerpo, cuya causa aún es desconocida. Esta ataca principalmente la piel y las articulaciones, pudiendo también afectar la circulación de la sangre y otros órganos internos, como pulmones, corazón, riñones y tracto gastrointestinal. 

Signos y síntomas: por lo general, la piel se vuelve más gruesa, rígida, brillante y presenta dificultades circulatorias, las cuales empeoran de forma lenta y progresiva. Cuando ataca órganos internos, en su tipo difuso, puede generar dificultades respiratorias, alteraciones digestivas y, asimismo, afectar el funcionamiento del corazón y de los riñones, por ejemplo. 

3. Síndrome de Sjögren

Colagenosis: qué es, principales causas y cómo tratarla

Es otro tipo de enfermedad autoinmune que se caracteriza por la infiltración de células de defensa en las glándulas lacrimales y salivales, dificultando la secreción por parte de las mismas. Esta enfermedad es más común en mujeres de mediana edad, sin embargo, puede surgir en cualquier persona, pudiendo hacerlo de forma aislada o acompañada de enfermedades como artritis reumatoide, lupus, esclerodermia, vasculitis o hepatitis, por ejemplo. 

Signos y síntomas: la boca y los ojos secos son los principales síntomas, los cuales pueden empeorar de forma lenta y progresiva y provocar enrojecimiento, ardor y sensación de arenilla en los ojos y/o dificultad para tragar, hablar, aumento de caries dentales y sensación de ardor en la boca. Los síntomas en otras regiones del cuerpo son poco usuales, no obstante, pueden incluir cansancio, fiebre y dolores articulares y musculares. 

4. Dermatomiositis

Colagenosis: qué es, principales causas y cómo tratarla

También es un tipo de enfermedad autoinmune que ataca y compromete los músculos de la piel. Cuando afecta solo los músculos, también puede ser conocida como polimiositis. Su causa es desconocida, pudiendo surgir en personas de cualquier edad. 

Signos y síntomas: es usual que haya debilidad muscular, la cual es más común en el tronco, dificultando los movimientos de los brazos y de la cadera, lo que genera problemas para ejecutar acciones como peinarse el cabello o sentarse y levantarse. No obstante, cualquier músculo puede verse afectado, pudiendo provocar dificultades como tragar, mover el cuello, caminar o respirar, por ejemplo. Por otra pate, las lesiones en la piel incluyen manchas rojizas o moradas y descamaciones que pueden empeorar con el sol. 

Por qué ocurre

Aún no existe una causa clara para el surgimiento del grupo de enfermedades autoinmunes que ocasionan la colagenosis. Pese a que están relacionadas con la activación errónea y excesiva del sistema inmunitario, no se sabe exactamente qué origina esta situación. 

Es bastante probable que existan mecanismos genéticos e incluso ambientales, como hábitos de vida y alimentación, que provoquen estas enfermedades; sin embargo, la ciencia todavía necesita determinar mejor estas causas a través de más investigaciones. 

Cómo confirmar el diagnóstico

Para diagnosticar la colagenosis, aparte de la evaluación clínica, el médico puede solicitar exámenes de sangre que identifiquen la inflamación y los anticuerpos presentes en estas enfermedades, como FAN, Mi-2, SRP, Jo-1, Ro/SS-A o La/SS-B, por ejemplo. También puede ser necesaria la realización de biopsias o análisis de los tejidos inflamados. 

Cómo tratar la colagenosis

El tratamiento de una colagenosis, así como de cualquier enfermedad autoinmune, depende de su tipo y de la gravedad y debe ser orientado por el reumatólogo o el dermatólogo. Por lo general, este implica el uso de corticosteroides, como Prednisona o Prednisolona; además de otros inmunosupresores o reguladores de la inmunidad más potentes, como Azatioprina, Metotrexato, Ciclosporina o Rituximab, por ejemplo, con la finalidad de controlar la inmunidad y disminuir sus efectos en el organismo. 

Asimismo, ciertas medidas como la protección solar para evitar lesiones en la piel y colirios o saliva artificial para disminuir la sequedad de los ojos y de la boca pueden ser alternativas para disminuir los síntomas. 

La colagenosis no tiene cura, sin embargo, la ciencia ha buscado desarrollar terapias más modernas basadas en el control de la inmunidad con inmunoterapia, con el fin de que estas enfermedades sean controladas con mayor eficacia. 

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto:

¡Atención! Solo podremos responderle si coloca su email a continuación.
Recibirá un email con un enlace al que debe acceder para confirmar que el email le pertenece.


Carregando
...
Fechar Simbolo de finalizado

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje