Alprazolam: qué es, para qué sirve, y efectos secundarios

Revisión clínica: Flávia Costa
Farmacéutica
junio 2022

El Alprazolam es un medicamento ansiolítico de la clase de las benzodiazepinas indicado para el tratamiento de trastornos de ansiedad, con síntomas de ansiedad, aprehensión, estrés intenso o miedo, por ejemplo, ya que actúa disminuyendo las funciones del cerebro, causando un efecto tranquilizante e incluso somnolencia.

Este medicamento está disponible en farmacias o droguerías en presentación de tabletas de 0,25 mg, 0,5 mg, 1 mg ou 2 mg, bajo los nombres comerciales Tafil, Xanax, Alzam, Alpram,Alprax o Pisalpra, o en su presentación genérica bajo el nombre "Alprazolam".

El Alprazolam debe ser siempre utilizado bajo indicación médica y es vendido solo bajo prescripción y retención de la receta en la farmacia.

Para qué sirve

El Alprazolam está indicado para el tratamiento de:

  • Trastornos de ansiedad, con síntomas de ansiedad, miedo, estrés intenso, aprehensión, intranquilidad, dificultad para concentrarse, irritabilidad o insomnio, por ejemplo;
  • Ansiedad asociada al síndrome de abstinencia al alcohol;
  • Síndrome de pánico, con o sin agorafobia, en que puede haber una crisis de pánico no esperada, un ataque súbito de aprehensión intensa, miedo o terror.

El Alprazolam actúan aumentando la actividad de sustancias neurotransmisoras en el cerebro, como GABA, causando un efecto tranquilizante y calmante, reduciendo la ansiedad.

Dosis y cómo tomar

El Alprazolam debe tomarse por vía oral, siempre en el horario indicado por el médico, sin embargo, en caso de que se olvide tomar una dosis en la hora marcada, se debe tomar en cuanto lo recuerde, pero se debe saltar la dosis que olvidó si la hora siguiente dosis está muy cerca. No se recomienda tomar 2 tabletas de una sola vez para compensar la dosis que olvidó.

Las dosis de Alprazolam para mayores de 18 años varían de acuerdo a la indicación e incluyen:

  • Trastornos de ansiedad: la dosis normalmente recomendada es de 0,25 mg a 0,5 mg de Alprazolam, hasta 3 veces al día, de acuerdo a la orientación del médico. La dosis diaria no debe exceder de 4mg;
  • Síndrome de pánico: la dosis normalmente recomendada es de 0,5 mg a 1 mg de Alprazolam antes de dormir, o 0,5 mg, hasta 3 veces al día, de acuerdo a la orientación del médico. La dosis máxima en estos casos puede alcanzar los 10 mg por día.

Las dosis de Alprazolam deben ser adaptadas por el médico de forma individual de acuerdo a cada caso, evaluando la gravedad de los síntomas y la respuesta al tratamiento. En caso de las personas de la tercera edad, las dosis deben ser reducidas.

La duración del tratamiento con Alprazolam también varía de acuerdo a la evaluación médica y, generalmente puede durar hasta 6 meses paa los trastornos de ansiedad o hasta 8 meses para el síndrome de pánico. Es importante no automedicarse con Alprazolam, ya que este medicamento puede causar dependencia.

Para interrumpir el tratamiento, la dosis de Alprazolam debe reducirse gradualmente, de acuerdo a la orientación del médico, para no causar síntomas de abstinencia como palpitaciones, agitación, confusión o incluso convulsiones.

¿Cuánto tiempo demora en hacer efecto?

Después de su ingestión, el Alprazolam es absorbido rápidamente y la concentración máxima del medicamento en el organismo ocurre alrededor de 1 a 2 horas después de su administración. El tiempo que tarda en ser eliminado por el organismo es en promedio unas 11 horas, a no ser que la persona sufra de insuficiencia renal o hepática.

Efectos secundarios

Los efectos secundarios más comunes que pueden ocurrir durante el tratamiento con Alprazolam son depresión, sedación, somnolencia, ataxia, cambios en la memoria, dificultad para articular las palabras, mareo, dolor de cabeza, estreñimiento, resequedad en la boca, fatiga e irritabilidad.

Aunque es más raro, también puede ocurrir disminución del apetito, estado de confusión, desorientación, disminución o aumento del deseo sexual, ansiedad, insomnio, nerviosismo, trastornos en el equilibrio, coordinación anormal, trastornos de atención, letargo, temblor, visión borrosa , náuseas, dermatitis, disfunción sexual y cambios en el peso corporal.

El Alprazolam puede causar reacciones alérgicas graves que requieran de atención médica. Por eso, se debe interrumpir el tratamiento y acudir al servicio de urgencias más cercano en caso de presentar síntomas como dificultad para respirar, tos, dolor en el pecho, sensación de garganta cerrada, hinchazón en la boca, lengua o cara; o urticaria. Vea cómo identificar los síntomas de reacción alérgica grave.

También se debe recibir atención médica inmediata en caso de que se tomen dosis superiores a las indicadas y surjan síntomas de sobredosis, como respiración débil, sensación de mareo, como si se fuera a desmayar, convulsiones, alucinación, agitación, visión doble o piel y ojos amarillentos.

¿El Alprazolam produce sueño?

Uno de los efectos secundarios más comunes que puede ocurrir durante el tratamiento con Alprazolam son sedación y somnolencia, por esto es muy probable que algunas personas sientan sueño durante el tratamiento. Vea algunos consejos para controlar la ansiedad y el nerviosismo.

Por ello, se debe tener cuidado o evitar actividades como conducir, utilizar maquinaria pesada o realizar actividades peligrosas. Además, el uso de alcohol puede aumentar los efectos de somnolencia y mareos si consume al mismo tiempo en que está en tratamiento con Alprazolam, de esta forma, es importante evitar el consumo de bebidas alcohólicas.

¿El Alprazolam puede causar más ansiedad?

Otro efecto secundario puede surgir durante el tratamiento con Alprazolam es la ansiedad o síntomas como insomnio, depresión o nerviosismo, siendo más común al inicio del tratamiento. Esto debido a que el Alprazolam actúa directamente en el cerebro, alterando los niveles de neurotransmisores, pudiendo llevar al surgimiento de efectos secundarios, incluso ansiedad.

Además, la ansiedad también puede presentarse debido al síndrome de abstinencia al Alprazolam, que puede actuar cuando el tratamiento se interrumpe de forma abrupta y sin orientación médica.

Por eso, el uso de Alprazolam debe realizarse siempre bajo la orientación y acompañamiento médico.

¿El Alprazolam favorece el aumento o pérdida de peso?

El Alprazolam puede causar alteraciones en el peso como efecto secundario, pudiendo en algunos casos favorecer el aumento o pérdida de peso.

Como el Alprazolam es un medicamento que produce somnolencia, algunas personas pueden tener menos ganas para practicar ejercicio, reduciendo el gasto de calorías ingeridas en la alimentación, que puede llevar a un aumento de peso.

En otros casos, el Alprazolam puede llevar a la pérdida de peso debido a su efecto secundario de disminución del apetito.

Sin embargo, es importante resaltar que el Alprazolam no está indicado para el aumento o pérdida de peso, siendo que las alteraciones en el peso pueden presentarse debido a sus efectos secundarios, siendo por eso importante llevar un acompañamiento médico regular.

Contraindicaciones

El Alprazolam no debe utilizarse en personas que tengan hipersensibilidad a cualquiera de los componentes presentes en la fórmula o a otras benzodiazepinas, personas con miastenia gravis, glaucoma de ángulo estrecho agudo o problemas en el hígado o riñones. Además, no debe ser utilizado en niños menores de 18 años, durante el embarazo y la lactancia.

Este medicamento no debe se utilizado por personas con alergia al Alprazolam o a cualquier otro ansiolítico como Diazepam o Lorazepam, por ejemplo, o que estén en tratamiento con medicamentos antifúngicos como Ketoconazol o Itraconazol.

Vea en el vídeo a continuación algunos consejos para disminuir la ansiedad:

Preguntas frecuentes

¿Fue útil esta información?

Atualizado por Dr. Gonzalo Ramírez - Médico general y Psicólogo, em junio de 2022. Revisión clínica por Flávia Costa - Farmacéutica, em junio de 2022.

Bibliografía

  • EMS S.A. Alprazolam comprimidos. 2014. Disponível em: <https://www.ems.com.br/arquivos/produtos/bulas/bula_alprazolam_10644_1345.pdf>. Acceso en 19 may 2022
  • AIT-DAOUD, N.; et al. A Review of Alprazolam Use, Misuse, and Withdrawal. J Addict Med. 12. 1; 4-10, 2018
Abrir la bibliografía completa
  • BALDWIN, D. S.; et al. Evidence-based pharmacotherapy of generalized anxiety disorder. Int J Neuropsychopharmacol. 8. 293–302, 2005
Revisión clínica:
Flávia Costa
Farmacéutica
Farmacéutica graduada por el Centro Universitario Newton Paiva en 2003. Máster en Ciencias Biomédicas por la UBI, Portugal.

Tuasaude no Youtube

  • Cómo controlar la ansiedad (con plantas naturales)

    08:12 | 74799 visualizações