Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

7 Enfermedades que transmiten los gatos a los humanos

Los gatos cuando no se cuidan como es debido, pueden transmitir algunas enfermedades a las personas a través del contacto con sus heces, saliva o pelos. Sin embargo, cuidar bien de su animal de estimación, llevándolo al veterinario siempre que sea necesario y por lo menos 1 vez al año, puede garantizar su salud y también la de su familia.

Para evitar los problemas de salud más comunes que pueden ser causados por estos animales, se deben adoptar algunas estrategias como comprometerse a cuidarlo bien, ofreciéndole un lugar tranquilo, agua limpia y comida seca, porque este es el alimento más adecuado y completo, que ayuda a mantener al gato libre de enfermedades, disminuyendo así el riesgo de que tu y tu familia se contagien de alguna enfermedad. 

Las principales enfermedades transmitidas por los gatos son:

7 Enfermedades que transmiten los gatos a los humanos

1. Alergia respiratoria

Los gatos producen una proteína llamada glucoproteína que desencadena una serie de síntomas alérgicos como estornudos, hinchazón de los párpados de los ojos, problemas respiratorios e inclusive asma en determinadas personas. Estos individuos no pueden tener gatos como animales domésticos y también deben evitar al máximo el contacto con el animal. 

Si tienes un gatico y nota que estos síntomas son frecuentes como si estuviese siempre resfriado y con la nariz goteando, debe acudir al médico porque puede ser asma.

2. Toxoplasmosis

Es transmitida a través del contagio con las heces del gato y puede causar malformación del feto si la madre es contagiada durante el embarazo. Por lo que para protegerse, lo ideal es que el gato haga sus necesidades en una arena propia para gatos, y la cual debe limpiarse regularmente.

Para limpiarlas se deben utilizar guantes o una pequeña bolsa plástica y después botar las heces y los restos de orina en la basura o las heces en el inodoro. 

3. Micosis de piel

Puede ser transmitida por el contacto piel a piel con los gatos, causando mucha comezón y enrojecimiento en la piel. Su tratamiento puede ser hecho con el uso de antimicóticos como el ketoconazol, bajo orientación médica. 

Para protegerse debe mantener el gato siempre bien cuidado, evitando el contacto directo con la piel del animal, siempre que ses posible. 

4. Enfermedad de la arañazo de gato

7 Enfermedades que transmiten los gatos a los humanos

Cuanto el gato araña la piel humana, puede transmitir una bacteria llamada Bartonella henselae, que puede causar infección en la piel en las personas que posean el sistema inmune comprometido o debido al uso de inmunosupresores como en el caso del tratamiento para el SIDA, cáncer y post trasplantados.   

Esto muy rara vez ocurre en personas que están bien de salud, pero para prevenirlo se aconseja mantener distancia de los gatos que suelen ser ariscos o que muerden o arañan a las personas. También es importante evitar hacer juegos que al gato no le guste, evitando así que sea mordido o arañado. 

5. Esporotricosis

Puede ser transmitida a través de la mordida o arañazo de un gato contaminado con el hongo que causa esta enfermedad. Su tratamiento puede realizarse con el uso de antimicóticos como tioconazol, bajo orientación médica. Cuando el animal tiene esta enfermedad es normal que surjan heridas que no cicatrizan en su piel y cuando más avanzada esté la enfermedad más heridas pueden surgir. 

Este hongo puede ser transmitido de un gato a otro durante sus peleas, cuando se arañan o se muerden, y la única forma de controlar esta enfermedad es con el uso de medicamentos recetados por el veterinario. Para que la personas se proteja debe mantener la distancia de los animales heridos y si su gato está así, debe tratarlo utilizando guantes de goma bien gruesos, además de seguir todo el tratamiento indicado por el veterinario para salvar la vida del animal. 

Si la persona fue arañada o mordida debe acudir al médico para que le indique el tratamiento más adecuado. 

6. Síndrome de Larva Migrans Visceral

Es transmitida por la ingestión de los huevos de este parásito, que pueden afectar en intestino, hígado, corazón o pulmones, causando una serie de complicaciones en la persona.

Para protegerse debe colocarse unos guantes para recoger las heces del gato o hacerlo con una bolsa, y luego deben ser colocadas en la basura o en el inodoro. Desparasitar al gato también es importante para protegerlo. 

7. Anquilostomiasis

Es transmitida a través de la penetración del parásito a través de la piel, pudiendo causar hemorragias en el hígado, tos, fiebre, anemia, pérdida de apetito y fatiga en la persona contaminada. 

Para protegerse la persona debe evitar andar descalzo en casa y en el jardín donde el gato tiene acceso y puede realizar sus necesidades. Además de esto, lo más seguro es desparasitar al animal y que el tenga una bandeja con arena propia de gato para que pueda hacer sus necesidades siempre en el mismo lugar, de forma más higiénica. 

Además de estos cuidados, también es necesario que el animal sea vacunado y que vaya al veterinario por lo menos 1 vez por año, para que sea evaluada su salud y garantizar que la vida de su gatico sea saludable y a su vez la de toda su familia. 

Cómo evitar estas enfermedades

Algunos consejos para evitar el contagio de enfermedades transmitidas por los gatos son: 

  • Llevar el gato al veterinario con regularidad, para que pueda ser vacunado y reciba el tratamiento adecuado;
  • Lavarse las manos con agua y con jabón siempre después de tocar o jugar con el gato;
  • Tener cuidado al manipular las heces del gato, utilizando unos guantes o una bolsa de plástico para recogerlas, para luego depositar la bolsa en la basura debidamente cerrada o botarlas en el inodoro;
  • Cambiar la arena del gato regularmente;
  • Lavar muy bien los sitios donde el gato tiene el hábito de acostarse;
  • No dormir en la misma cama que el gato, ni dejarlo en el sofá o silla.

A pesar de que a los gatos no les gusta bañarse, lo ideal es llevarlo al veterinario hasta que se acostumbre. Una buena estrategia es cubrir sus orejas durante el baño porque los gatos tienen miedo de que el agua se les meta en los oídos, lo que puede causarles una infección. 

¿Te gustó lo que leíste?   
 /  No

Si tienes alguna duda o encontraste algún error escríbenos a continuación para que podamos mejorar el texto.

Enviar Carregando elementos na página
Más sobre este tema:


Publicidad
Carregando
...
Fechar