Operación de senos: 4 tipos de cirugías plásticas y posibles complicaciones

Dependiendo del objetivo, existen varios tipos de cirugía plástica que pueden ser realizados en los senos, siendo posible aumentarlos, disminuirlos, levantarlos e incluso reconstruirlos, como en los casos de remoción de la mama debido a cáncer de mama.

Generalmente, este tipo de cirugía se lleva a cabo en mujeres, pero también puede realizarse en hombres, especialmente en los casos de ginecomastia, que es cuando las mamas crecen debido al desarrollo excesivo de tejido mamario en el hombre. Conozca más sobre las causas y el tratamiento de la ginecomastia.

La mamoplastia sólo debe realizarse después de los 18 años, ya que a partir de esta edad la mama ya se encuentra desarrollada, evitando alteraciones en el resultado. La cirugía, generalmente se hace bajo anestesia general y tarda en promedio 1 hora, la persona permanece internada en la clínica durante cerca de 2 días. 

Operación de senos: 4 tipos de cirugías plásticas y posibles complicaciones

1. Mamoplastia de aumento

La cirugía plástica para aumentar los senos, conocida como mamoplastia de aumento, se lleva a cabo cuando se desea aumentar el tamaño de la mama, especialmente cuando esta es muy pequeña y es causa de baja autoestima, por ejemplo. Además, existen mujeres que, después de amamantar, pierden un poco de volumen de la mama y la cirugía también puede indicarse.

En estos casos, se coloca una prótesis de silicona que aumenta el volumen, su tamaño dependerá de acuerdo con el cuerpo de cada persona y el deseo de la mujer, pudiendo ser colocado por arriba del músculo del pecho o por debajo de este. 

2. Mamoplastia reductora

La cirugía plástica para disminuir el tamaño de la mama se realiza cuando la mujer desea disminuir su tamaño debido a la desproporción en relación a su cuerpo o cuando el peso de los senos es motivo de dolor constante en la espalda, por ejemplo. Sin embargo, este tipo de cirugía también puede adaptarse al hombre que padece ginecomastia, permitiendo eliminar el exceso de tejido mamario que crece en estos casos. En esta cirugía se remueve el exceso de grasa y piel, alcanzándose un tamaño de mama proporcional al del cuerpo. Vea cómo se realiza la reducción mamaria.

3. Mastopexia 

La cirugía se realiza con el objetivo de levantar lo senos, es conocida como lifting de mama o mastopexia y, se realiza para dar forma a la mama, principalmente cuando está muy caída y flácida, lo cual ocurre de forma natural a partir de los 50 años, después de la lactancia o debido a los cambios en el peso. 

En esta cirugía, el cirujano levanta la mama, removiendo el exceso de piel y comprimiendo el tejido, siendo común realizar esta cirugía al mismo tiempo que la mamoplastia de aumento o reducción, dependiendo del caso. Vea por qué realizarse la mastopexia

4. Cirugía para la reconstrucción de los senos

La cirugía para la reconstrucción de la mama se realiza para alterar completamente su forma, el tamaño y la apariencia y se hace principalmente después de la remoción de la parte de la mama, debido a situación de cáncer. ​​​​​​

Sin embargo, también puede hacerse con la reconstrucción del pezón o de la aréola, cuando esta es grande o asimétrica y, es común también que se realice la mamoplastia para hacer la mama más estética y natural. Vea más sobre la reconstrucción mamaria

Postoperatorio de la cirugía plástica en los senos

La recuperación tarda en promedio 2 semanas y, en los primeros días, es normal sentir algún dolor o molestia en la región. sin embargo, para acelerar la recuperación y evitar el dolor, se aconseja tener algunos cuidados como:

  • Dormir siempre boca arriba;
  • Usar un vendaje elástico o sostén, para sostener los senos durante al menos 3 semanas;
  • Evitar hacer muchos movimientos con los brazos, como conducir o hacer ejercicio intenso, durante 15 días;
  • Tomar la medicación analgésica, antiinflamatoria y antibiótica según las indicaciones del médico.

Especialmente en los casos de reconstrucción o disminución de la mama, la mujer puede quedarse con un drenaje después de la cirugía, que es un pequeño tubo que permite remover el exceso de líquidos que se forman, evitando varios tipos de complicaciones. Normalmente, el drenaje se retira de 1 a 2 días después. 

Los puntos, generalmente se retiran entre 3 días a 1 semana, dependiendo del proceso de cicatrización, que es evaluado a lo largo de las consultas de revisión con el cirujano. 

Posibles complicaciones de la cirugía

Después de la cirugía plástica, en los senos pueden surgir complicaciones, sin embargo esto no sucede con frecuencia, algunos de ellos son:

  • Infección, produciéndose acumulación de pus;
  • Hematoma, con acumulación de sangre;
  • Dolor y sensibilidad en la mama;
  • Rechazo o rotura de la prótesis;
  • Asimetría de la mama;
  • Sangrado o rigidez excesiva del pecho.

Cuando se producen complicaciones puede ser necesario otra intervención quirúrgica para corregir el problema, sin embargo, sólo el cirujano logra evaluar e informar cuál es la mejor recomendación.

¿Fue útil esta información?
Más sobre este tema: