Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Tratamiento para inflamación en el útero

El tratamiento para la inflamación en el útero debe realizarse bajo la orientación de un ginecólogo, el cual suele indicar el uso de antibióticos o antivirales, dependiendo de la causa de la infección, ya que esta inflamación puede ser de origen bacteriana, causada por bacterias como la Chlamydia trachomatisNeisseria gonorrhoeae, o por virus como el del herpes.

Además de esto, también es importante que la pareja sexual acuda al médico, así no presente síntomas, pues podría ser necesario que realice tratamiento, dependiendo de cuál sea la causa que originó la inflamación. 

Tratamiento para inflamación en el útero

Medicamentos para la inflamación en el útero

En caso de inflamación en el útero casada por virus hongos o bacterias, el ginecólogo podrá indicar el uso de antibióticos o antivirales como clindamicina, metronidazol o aciclovir, entre otros, que pueden encontrarse en forma de óvulos o pomadas para aplicar dentro de la vagina. Sin embargo, en situaciones más graves el ginecólogo podría indicar la hospitalización para que el medicamento se realice directamente por vía intravenosa. 

En cualquier caso, el ginecólogo puede recomendar el uso de otros medicamentos como analgésicos, antipiréticos o antiinflamatorios para aliviar los síntomas como dolor y fiebre.

En los casos donde la inflamación del útero es causada por lesiones durante el contacto íntimo, por alergia al látex del condón o por el uso de duchas vaginales constantes, el ginecólogo podrá prescribir el uso de antiinflamatorios en forma de pomada para colocar en la región íntima, además de suspender la utilización de estos productos. 

Dependiendo de la causa, será importante tratar con medicamentos al compañero sexual, además de esto, se deberá utilizar preservativo en todas las relaciones para evitar contagiarse nuevamente.

Remedio casero para la inflamación del útero

El tratamiento casero puede ayudar a complementar el tratamiento indicado por el médico y a aliviar los síntomas. Algunos remedios caseros que pueden ser utilizados son:

1. Té de llantén

Tratamiento para inflamación en el útero

El té de llantén posee acción antibacteriana y antiinflamatoria, ayudando a aliviar los síntomas de la inflamación en el útero. 

Ingredientes

  • 20 g de hojas de llantén;
  • 1 litro de agua.

Modo de preparación

Hervir el agua en una olla y después agregar el llantén. Tapar y dejar reposar durante algunos minutos. Beber 4 tazas de té por día hasta que la inflamación desaparezca. 

Este té no debe ser ingerido durante el embarazo y por personas que tengan la presión alta descontrolada.

2. Baño de asiento de bicarbonato

Tratamiento para inflamación en el útero

El baño de asiento de bicarbonato de sodio ayuda a mantener el pH de la vagina más alcalino, lo que dificulta la proliferación de microorganismos, facilitando el tratamiento. 

Ingredientes

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio;
  • 1 litro de agua hirviendo.

Modo de preparación

Mezclar los 2 ingredientes en un balde, dejar que se enfríe un poco y sentarse, debiendo permanecer en contacto con el agua durante aproximadamente 15 a 20 minutos. Se recomienda realizar este baño de asiento dos veces al día, siempre que persistan los síntomas.

Vea otros remedios caseros para la inflamación en el útero.  

Signos de mejoría o de que empeora

Los signos que evidencian la mejoría de la inflamación en el útero son la disminución del dolor y del flujo vaginal, efecto que suele ocurrir después de haber iniciado el tratamiento con los medicamentos prescritos por el médico, eliminando la causa de la enfermedad.

Los signos de que la enfermedad está empeorando pueden surgir cuando el tratamiento no se inicia a tiempo o se realiza de forma incorrecta, causando que el flujo vaginal aumente, dolor abdominal intenso, así como sangrado después del contacto íntimo.

Posibles complicaciones

Las posibles complicaciones de la inflamación en el útero pueden ser dolor pélvico crónico debido a la cicatrización de la inflamación; absceso debido a la acumulación de pus; riesgo de enfermedad inflamatoria pélvica, que ocurre cuando la inflamación se extiende a otros órganos del sistema reproductivo y; riesgo de septicemia, que se desarrolla cuando el agente causante de la inflamación se propaga por el torrente sanguíneo.

Sin embargo, estas complicaciones son raras y ocurren solo en casos extremos, donde la persona no buscó atención médica después de identificar los síntomas.

Vea los síntomas de inflamación en el útero.

Bibliografía >

  • NHS. Pelvic Inflammatory Disease. Disponible en: <https://www.leedsth.nhs.uk/a-z-of-services/acute-gynaecology-services/common-conditions/pelvic-inflammatory-disease/>. Acceso en 11 Ago 2020
  • CDC. Pelvic Inflammatory Disease (PID). Disponible en: <https://www.cdc.gov/std/pid/default.htm>. Acceso en 11 Ago 2020
¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto:

¡Atención! Solo podremos responderle si coloca su email a continuación.
Recibirá un email con un enlace al que debe acceder para confirmar que el email le pertenece.
Más sobre este tema:

Publicidad
Carregando
...
Fechar Simbolo de finalizado

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje