Tiña en la piel: síntomas y tratamiento (con fotos)

Actualizado en abril 2024

La tiña en la piel es una infección en la piel causada por hongos, lo que resulta en síntomas como manchas en la piel con forma de anillo, picazón y descamación de la piel, afectando principalmente las nalgas, el tronco, el cuello, los brazos o las piernas.

Este tipo de micosis es causada por hongos de las especies Trichophyton o Microsporum, que viven en las capas externas de la piel y pueden transmitirse por contacto de la piel de una persona infectada a otra, o a través del contacto con animales u objetos contaminados.

El tratamiento de la tiña en la piel, también conocida como dermatofitosis, tiña corporal o micosis superficial, es realizado por un dermatólogo y generalmente implica la aplicación de pomadas o cremas antifúngicas en la piel.

Fotos de tiña en la piel

Imagem ilustrativa número 1
Imagem ilustrativa número 4

Principales síntomas

Los principales síntomas de la tiña en la piel son manchas en la piel con las siguientes características:

  • Mancha en forma de anillo, con un tamaño de 1 a 5 cm.
  • Bordes rojos con un área más clara en el centro.
  • Protuberancias o elevaciones en los bordes.
  • Picazón en la región.
  • Lesiones con o sin descamación de la piel.

Los síntomas de la tiña en la piel varían según el hongo que esté causando la infección, pero generalmente comienzan de 4 a 10 días después de la exposición.

En casos más graves, debido a la multiplicación del hongo, las manchas en la piel pueden unirse, formando una placa extensa, y en algunos casos pueden aparecer ampollas y heridas con pus cerca de las manchas.

Cómo confirmar el diagnóstico

El diagnóstico de la tiña en la piel se realiza por un dermatólogo mediante la evaluación de los síntomas y un examen físico, observando las características de las lesiones en la piel.

Además, el médico puede realizar un examen de dermatoscopia para ayudar en el diagnóstico, ya que permite examinar la piel utilizando una lupa especial para evaluar las alteraciones con más detalle. Sepa cómo se realiza la dermatoscopia.

Para confirmar la presencia y el tipo de hongo, el médico puede realizar un raspado de piel, que implica tomar algunas células de la piel y analizarlas en el microscopio o enviarlas al laboratorio para un cultivo.

Estos exámenes también son importantes para descartar otros problemas de piel que pueden causar manchas en la piel, como psoriasis, eczema o dermatitis seborreica, por ejemplo.

Qué puede causar tiña

La tiña en la piel es una micosis cutánea causada por los hongos de las especies Trichophyton mentagrophytes, Trichophyton rubrum o Microsporum canis, que invaden y se multiplican en la capa córnea, que es la capa más externa de la piel. Conozca otros tipos de hongos en la piel y cómo es el tratamiento.

Cómo se transmite la tiña en la piel

La tiña en la piel puede transmitirse de las siguientes formas:

  • De persona a persona: a través del contacto directo de piel a piel con una persona infectada.
  • De animales a personas: mediante el contacto con la piel o el pelo de animales infectados, como perros, gatos o vacas.
  • De objetos o superficies contaminadas: es posible que se produzca la infección mediante el uso o el compartir de ropa, toallas, sábanas, peines o cepillos contaminados con el hongo.
  • Del suelo a las personas: la tiña en la piel también puede transmitirse por el contacto prolongado con el suelo altamente infectado por los hongos, aunque esta forma de transmisión es rara.

Además, algunos factores pueden aumentar el riesgo de desarrollar tinea corporis, como vivir en regiones muy cálidas y húmedas, participar en deportes de contacto piel a piel como la lucha libre, compartir ropa u objetos personales o tener el sistema inmunológico debilitado, por ejemplo.

Cómo se realiza el tratamiento

El tratamiento de la tiña en la piel debe ser orientado por un dermatólogo y generalmente incluye medicamentos como:

  • Antifúngicos en forma de pomada, gel, crema o aerosol, como terbinafina, ketoconazol, clotrimazol o miconazol, aplicados directamente sobre la piel en la zona afectada, generalmente de 1 a 2 veces al día, durante 15 a 30 días de tratamiento;
  • Antifúngicos en forma de comprimidos, como griseofulvina, terbinafina o itraconazol, tomados por vía oral en casos de tinea corporis grave o que no mejoran con el tratamiento tópico.

El tiempo de tratamiento debe ser indicado por el dermatólogo, de acuerdo con las características de las manchas en la piel, así como el número de manchas, el tipo de hongo, la gravedad de la micosis y el estado de salud de la persona. Conozca más sobre los medicamentos utilizados en el tratamiento de la tiña.

Opciones de tratamiento casero

Algunas opciones de tratamiento casero para la tinea corporis incluyen té de salvia, té de yuca o spray de sábila con aceite de árbol de té, que pueden utilizarse para complementar el tratamiento médico y acelerar la recuperación. Estos remedios tienen acción antifúngica, antiinflamatoria o cicatrizante, aliviando la picazón en la piel de forma natural.

Los remedios caseros pueden prepararse en casa con ingredientes naturales comprados en farmacias o tiendas de productos naturales, y aplicarse directamente sobre la piel. 

Cómo prevenir la tiña

Algunos cuidados son importantes para prevenir o reducir el riesgo de infección por los hongos que causan la tiña en la piel, tales como:

  • No compartir ropa u objetos personales con otras personas;
  • Evitar usar ropa muy ajustada, especialmente en regiones con clima cálido y húmedo;
  • Lavarse bien la piel con jabón neutro después de realizar deportes que involucren contacto de piel con piel con otra persona;
  • Secar bien la piel después del baño;
  • Llevar a la mascota al veterinario si presenta manchas en el pelaje o ampollas en la piel.

Además, en caso de que haya una persona cercana con tiña en la piel, es importante asegurarse de que esa persona reciba tratamiento para evitar la transmisión del hongo.