Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Cómo identificar y tratar la candidiasis oral

La candidiasis oral conocida también como sapito, algodoncillo o muguet es una infección causada por el exceso de hongo Candida albicans en la boca, que causa infección, generalmente, en bebés, debido a que su inmunidad está poco desarrollada, o en adultos con el sistema inmune más debil por causa de gripes, enfermedades crónicas o VIH. 

A pesar de habitar en la piel, es posible contagiar la candidiasis a otra persona a través de un beso o del contacto íntimo. Esta infección tiene cura y su tratamiento es hecho con enjuagues bucales, antifúngicos y una correcta higiene oral, debiendo ser orientado por un médico general u odontólogo. 

Candidiasis en la parte interna de la bocaCandidiasis en la parte interna de la boca
Candidiasis en el bebéCandidiasis en el bebé

Cómo se transmite

A pesar de ser un hongo que ya habita la piel naturalmente, y causar lesiones sólo cuando la inmunidad cae, la infección por la candidiasis también puede ser transmitida de una persona a otra, a través de besos o contacto íntimo desprotegido.

Así que, esta infección también es más común en las personas con el sistema inmune debilitado o con riesgo para el crecimiento de los hongos, como por ejemplo el uso de prótesis dental, una mala higiene oral o la ingestión excesiva de azúcar.

Los síntomas de la candidiasis oral son la aparición de aftas en la lengua o en la mejilla, placas blancas en la boca, lengua y garganta, y ardor en la boca. Cuando la infección es más grave y alcanza el esófago, puede causar dolor y dificultad para tragar.

En los bebés, la infección por candidiasis aparece debido al sistema inmune poco desarrollado, en las formas de placas blancas en la lengua.

Cuál es el tratamiento

En el adulto el tratamiento para la candidiasis oral debe ser orientado por médico general o un odontólogo, pudiendo ser hecho en casa con la aplicación de antimicóticos en forma de gel, líquido o enjuague bucal como la Nistatina, durante 5 a 7 días. 

Además de esto, durante el tratamiento es importante tener algunos cuidados como: 

  • Cepillarse los dientes 3 veces por día con un cepillo de dientes con cerdas suaves;
  • Evitar comer alimentos con alto contenido de grasa o azúcar como tortas, dulces, galletas, gomitas o caramelos;
  • Lavarse la boca después de comer o de utilizar medicamentos como spray nasal o jarabes. 

Un excelente tratamiento casero para la candidiasis es el té de poleo o menta poleo, ya que posee propiedades que disminuyen la proliferación de hongos y que ayudan a acelerar y a combatir la infección. Conoce más sobre el tratamiento natural para los diferentes tipos de infección por candidiasis en: Remedios caseros para la candidiasis

En los casos más graves, el tratamiento para la candidiasis oral puede ser hecho con la ingestión de antifúngicos orales como Fluconazol, hasta 14 días o según la indicación del médico. 

En el bebé y en el niño la candidiasis oral, también conocida como sapito, el tratamiento puede ser hecho colocando un antifúngico en forma de líquida, crema o gel, como la nistatina o el miconazol, bajo indicación del pediatra.

Qué comer en la candidiasis

Durante la candidiasis no se aconseja ingerir nada con azúcar, ni carbohidratos refinados como pan, galletas y tortas. En esta fase se deben preferir alimentos como limón, perejil, jengibre, tomillo, ajo, cebolla, orégano, semillas de calabaza, aceite de coco, yogurt natural, kefir, preferir frutas cítricas y menos dulce porque ayudan a curar la proliferación de la Candida albicans más rápido. 

Más sobre este tema:
Carregando
...