Testosterona: qué es, para qué sirve y cómo saber si está baja

La testosterona es la principal hormona masculina, la cual es responsable por el desarrollo de los órganos sexuales en el hombre y de las características como crecimiento de la barba, engrosamiento de la voz y la forma masculina del cuerpo. 

En el hombre, la testosterona es producida principalmente en los testículos, y aunque sea considerada una hormona masculina, también es producida en menor cantidad por las mujeres, en los ovarios.

En caso de sospecha de alteraciones en los niveles de testosterona, es importante consultar al endocrinólogo, el cual puede indicar la realización de exámenes para confirmar el diagnóstico, como la medición de los niveles de testosterona en la sangre, y el tratamiento más adecuado, de ser necesario. 

Imagem ilustrativa número 1

Para qué sirve la testosterona

La testosterona es una hormona que sirve para:

  1. Estimular el desarrollo de los órganos sexuales masculinos, especialmente durante la pubertad;
  2. Desarrollar las características masculinas, como voz grave, vellos en la cara y forma masculina del cuerpo;
  3. Promover el aumento del grosor de la piel y estimular la secreción de glándulas, lo que puede contribuir al surgimiento de acné;
  4. Estimular el desarrollo muscular, haciendo que los hombres normalmente tengan más masa muscular que las mujeres;
  5. Favorecer el desarrollo de los huesos, aumentando la masa y la fuerza de los mismos;
  6. Aumentar el metabolismo del cuerpo, regulando la actividad de las células y el gasto de energía;
  7. Estimular la producción de espermatozoides, principalmente a partir de la pubertad. 

La testosterona es considerada una de las hormonas sexuales más importantes para el hombre, siendo responsable por los principales cambios corporales que ocurren durante la pubertad. 

Efectos de la testosterona femenina

La testosterona femenina puede provocar efectos en el cuerpo de la mujer, como aumento de la libido, surgimiento de acné y aumento de la cantidad de vellos corporales, no siendo suficiente, en casos normales, para estimula el desarrollo de las características masculinas. 

Sin embargo, especialmente en mujeres que hacen reposición de testosterona, el nivel de esta hormona puede aumentar bastante, causando efectos en el cuerpo como aumento de la masa muscular, engrosamiento de la voz, aumento del tamaño del clítoris y reducción del tamaño de los senos. Vea más efectos de la testosterona en la mujer.

Dónde es producida

La testosterona es producida principalmente por los testículos, en los hombres, y por los ovarios, en la mujer. 

Asimismo, la testosterona también es producida a partir de la conversión de hormonas como androstenediona y dehidroepiandrosterona (DHEA), que son sintetizadas por las glándulas suprarrenales.

Principales síntomas

El exceso o la falta de testosterona puede ocasionar el surgimiento de síntomas que varían de acuerdo con la edad y el sexo, siendo más fácilmente notados en mujeres, niños y adolescentes debido a los cambios en el desarrollo del cuerpo. 

Síntomas de testosterona baja

Cuando hay niveles bajos de testosterona, es común que surjan síntomas como reducción de la libido, pérdida de vellos en el cuerpo, cambios de humor, problemas de concentración y reducción de la masa muscular y del desempeño físico. 

Asimismo, en caso de testosterona baja, los niños durante la pubertad puede que no tengan un desarrollo completo de las características masculinas, como crecimiento de vello en el rostro y engrosamiento de la voz. 

Síntomas de testosterona alta

Los principales síntomas de testosterona alta incluyen:

  • Crecimiento excesivo de vellos;
  • Surgimiento de acné;
  • Infertilidad;
  • Aumento de la libido;
  • Aumento de la presión arterial;
  • Mayor ganancia de masa muscular;
  • Agresividad. 

Asimismo, en especial en niños, es común que la testosterona alta cause el desarrollo de características como el crecimiento de vellos en la región del pubis, cara y axilas, y el aumento del tamaño del pene, en niños, o del clítoris, en niñas. 

Examen que mide la testosterona 

El examen de testosterona mide los niveles de la testosterona total y libre, siendo normalmente solicitado por el endocrinólogo, urólogo o ginecólogo, en caso de sospecha de alteraciones en los niveles de esa hormona. 

Es importante que el resultado sea evaluado por el médico, pues los valores de testosterona pueden variar de acuerdo con la edad y la fase del ciclo menstrual, en el caso de las mujeres. 

Testosterona total y libre

La testosterona libre es la testosterona que está disponible en el organismo, pudiendo ser absorbida para que ejerza su función en el cuerpo, y equivale al 2 o 3 % de la testosterona total. Conozca más sobre el examen de testosterona total y libre.

Cómo aumentar la testosterona 

Para aumentar la testosterona, el médico puede indicar la reposición hormonal con testosterona por medio de inyección o medicamentos en forma de comprimidos, gel, cremas o adhesivo transdérmico. Algunos nombres comerciales son Durasteston, Somatrodol, Provacyl y Androgel, por ejemplo.

Asimismo, pueden ser indicadas medidas que estimulen la producción de esa hormona, como practicar actividades físicas, consumir más alimentos ricos en zinc, vitamina A y D y dormir lo suficiente. Vea cómo aumentar naturalmente la testosterona.

A continuación, vea en el siguiente video algunos consejos para aumentar la testosterona: