Tratamiento para varices y arañitas

El tratamiento para las varices y arañitas se puede realizar a través de diversas técnicas como láser, inyección de espuma y, en los casos más severos, cirugía, siendo indicados cuando los tratamientos no invasivos como el uso de medias compresivas, la realización de una dieta para mejorar la circulación y el no mantenerse en una misma posición durante mucho tiempo, no consiguen eliminar las varices y estas continúan provocando malestar y alteraciones estéticas en las piernas.

El procedimiento a utilizar debe ser indicado por el cirujano cardiovascular, el cual tomará en cuenta las características de las várices para elegir el mejor tratamiento.

Es importante recalcar que ninguno de ellos es definitivo, debido a que las varices pueden volver a surgir, especialmente si no se controla el peso y se mejora la circulación sanguínea a través de una dieta equilibrada y de la práctica regular de actividad física.

Tratamiento para varices y arañitas

Entre las principales formas de tratamiento de varices se incluyen las siguientes:

1. Tratamiento natural 

Un buen tratamiento natural para las varices es tomar un comprimido de castaño de Indias, como el Venastat, ya que esta planta medicinal que mejora la circulación sanguínea, siendo una buena opción para complementar el tratamiento indicado por el médico. Se puede comprar en farmacias y en tiendas de productos naturales, pero solo debe tomarse cuando lo indique el médico.

Otra opción natural para el tratamiento de las varices es el uso de fitoterapéuticos, como Goicotabs o Antistax, ya que poseen sustancias capaces de aliviar el dolor y la hinchazón de las piernas con esta condición. Aparte, hay opciones de remedios caseros para tratar las varices, como el jugo de uva y las compresas de repollo, por ejemplo.

2. Cirugía láser

El tratamiento con láser para la eliminación de varices, conocido como láser vascular, es muy eficaz para tratar vasos pequeños o arañitas que aparecen en la nariz, las mejillas, el tronco y las piernas. Este no causa mucho dolor en comparación a otros métodos, no es un procedimiento invasivo y garantiza buenos resultados.

El tratamiento consiste en aplicar la luz de un láser directamente sobre la varice. Esta luz provoca calor dentro del vaso, eliminándolo lentamente hasta que desaparezca por completo. Pueden ser necesarias varias sesiones para que esto ocurra y es posible que se requiera la realización de un tratamiento complementario para aumentar su eficacia.

Después del láser, es importante evitar la exposición al sol y utilizar filtro solar para prevenir que la región tratada se manche.

3. Inyección de microespuma 

La inyección de microespuma, procedimiento que se denomina escleroterapia con espuma, es un tratamiento que consiste en inyectar una espuma especial, compuesta de gas carbónico y un líquido, directamente en la venas que se encuentran dilatadas, siendo más indicado para tratar arañas vasculares y microvarices.

Esta espuma produce cicatrices en las paredes de la vena, haciendo que se cierre e impidiendo que la sangre continúe circulando por el vaso sanguíneo. Para este procedimiento se utiliza una aguja muy delgada, por lo que no se forma ningún tipo de cicatriz en la piel.

Conozca cómo se realiza este tratamiento.

4. Radiofrecuencia

Este tipo de cirugía funciona de forma semejante a la cirugía láser, puesto que utiliza calor dentro de la varice, cerrándola por completo. Para realizar este procedimiento, el médico inserta un catéter pequeño en el interior de la vena a tratar, luego a través de la radiofrecuencia se calienta la punta, dejándola lo suficientemente caliente para que el vaso se cierre.

Para eliminar las varices puede ser necesario realizar unas 10 sesiones de radiofrecuencia, ya que esto dependerá de la cantidad de varices que el individuo tenga.

5. Microcirugía de varices

La microcirugía de varices, también conocida como flebectomía ambulatoria, se realiza en el consultorio del cirujano cardiovascular bajo anestesia local. En esta cirugía el médico realiza pequeños cortes sobre las varices y remueve los vasos que están provocando las varices más superficiales. 

Aunque es ambulatoria, se recomienda permanecer en reposo durante 7 días para permitir que los cortes cicatricen correctamente. Esta cirugía permite remover varices pequeñas y medianas.

6. Safenectomía

Esta operación también se conoce como cirugía tradicional, siendo utilizada en los casos donde las varices son más profundas o grandes. En estos casos, el médico realiza un corte en la pierna y extrae toda la vena safena, que no está funcionando correctamente. De esta forma, la sangre continúa circulando por otras venas sin causar un aumento de la presión por no conseguir pasar por la safena.

La disminución de la presión dentro de los vasos sanguíneos de las piernas reduce el volumen de la varices y evita la formación de nuevas, resolviendo el problema tanto de las varices grandes como de las pequeñas también.

Después de la primera semana de recuperación, en la que se debe evitar la realización de esfuerzos, es posible iniciar pequeños paseos fuera de casa, pudiendo retomarse las actividades de rutina al cabo de 2 semanas. Sin embargo, debe evitar levantar pesos y exponer las piernas al sol durante los primeros 2 meses. Otras actividades como acudir al gimnasio o correr, deben iniciarse progresivamente después del 1º mes del postoperatorio, bajo la orientación y supervisión del cirujano cardiovascular.

Cómo es la recuperación

Las recomendaciones para el cuidado postoperatorio de las varices depende del método que fue utilizado para eliminarlas, debiendo seguirse las indicaciones del médico. Sin embargo, existen algunos cuidados que son comunes como:

  • Evitar realizar esfuerzos como subir o bajar escaleras durante 2 a 7 días;
  • Realizar un poco de actividad física, realizando pequeñas caminatas en la casa;
  • Acostarse con los pies más elevados, a nivel del corazón para permitir una buena circulación.

Además de esto, cuando la cirugía implica un corte en la piel, se debe acudir a las consultas que indique el médico para realizar las curas con un enfermero.

Posibles complicaciones de la cirugía para las varices

Las complicaciones que una cirugía de varices puede tener son infección de las venas, hemorragia, lesión de los nervios de la pierna y hematomas y dolor en las piernas,

Estas complicaciones han ido disminuyendo debido al desarrollo y actualización de las técnicas, pudiendo ser evitadas, siempre y cuando las personas cumplan con las recomendaciones de recuperación indicadas por el médico.

Cómo garantizar los resultados del tratamiento

Entre las recomendaciones que son importantes seguir para que el tratamiento sea efectivo se incluyen las siguientes:

  • Usar medias elásticas de compresión diariamente, pues comprimen los vasos sanguíneos. Estas deben colocarse al momento de despertarse y retirarse para bañarse y dormir. Las medias elásticas de compresión se pueden encontrar en farmacias o en tiendas de insumos hospitalarios, no obstante, deben ser utilizadas bajo orientación médica. Conozca para qué sirven y cuándo usar las medias de compresión;
  • Colocar una cuña al pie de la cama, para mejorar la circulación de sangre en las piernas;
  • Medicamentos para varices, ya que disminuyen la retención de líquidos y mejoran el retorno venoso, reduciendo las posibilidades de desarrollar nuevas varices. Estos medicamentos deben ser prescritos y orientados por el médico.

Asimismo, se recomienda la práctica de algún tipo de actividad física, ya que de esta forma la sangre es bombeada con más fuerza y la capacidad cardíaca también mejora, disminuyendo la incidencia de las varices.

Cómo prevenir las varices

Para prevenir las varices, se recomienda realizar ejercicios físicos regulares acompañado de algún profesional, evitar el sobrepeso, sentarse y acostarse con las piernas en alto y evaluar la posibilidad de no tomar pastillas anticonceptivas, por ejemplo.

Además, se recomienda evitar estar mucho tiempo sentado o de pie y no utilizar tacones altos todos los días. Así, es posible evitar el surgimiento de varices o la reaparición de varices antiguas.

¿Fue útil esta información?

Bibliografía

  • MEDEIROS, Charles A. F. Cirurgia de varizes: história e evolução. J Vasc Bras. Vol 5. 4 ed; 295-302, 2006
  • LANOSI, Gabriel; et al. Comparative study in leg telangiectasias treatment with Nd:YAG laser and sclerotherapy. Exp Ther Med. 17. 2; 1106–1112, 2019
  • QUIRKE, Thomas E; et al. Laser Treatment of Leg and Facial Telangiectasia. Aesthetics Surgery Journal. 465-470, 2000
  • GIBSON, K.; GUNDERSON, K. Liquid and Foam Sclerotherapy for Spider and Varicose Veins. Surg Clin North Am. 98. 2; 415-429, 2018
  • HAMDAN, A. Management of varicose veins and venous insufficiency. JAMA. 308. 24; 2612-21, 2012
  • MEESTERS, A. A.; et al. Transcutaneous laser treatment of leg veins. Lasers Med Sci. 29. 2; 481-92, 2014
  • RAETZ, J.; WILSON, M.; COLLINS, K. Varicose Veins: Diagnosis and Treatment. Am Fam Physician. 99. 11; 682-688, 2019
  • NHS. Varicose Vein Surgery. 2010. . Acceso en 08 Abr 2019
  • MAYO CLINIC. Varicose veins: Diagnosis & Treatment. Disponible en: <https://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/varicose-veins/diagnosis-treatment/drc-20350649>. Acceso en 08 Abr 2019
  • MEDICALNEWSTODAY. What can I do about varicose veins?. Disponible en: <https://www.medicalnewstoday.com/articles/240129.php>. Acceso en 08 Abr 2019
Más sobre este tema: