Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Tratamiento para la Trombosis Venosa Profunda

La trombosis venosa es la obstrucción del flujo de sangre en las venas por un coágulo o trombo y su tratamiento debe iniciarse lo más pronto posible, para evitar que el coágulo aumente de tamaño o se desplazase hasta los pulmones o el cerebro, aumentando el riesgo de sufrir de una embolia pulmonar o de un ACV.

La trombosis tiene cura, y el tratamiento es orientado por el médico general o cirujano vascular después de identificar los síntomas y confirmar el diagnóstico, pudiendo tratarse con medicamentos anticoagulantes en los casos más leves o con trombolíticos y/o cirugía en los casos más graves. Vea más detalles sobre cómo identificar la trombosis.

Además, después de superar la fase aguda, el médico podrá sugerir la utilización de medias de compresión elásticas y la práctica de ejercicios físicos ligeros, como caminar o nadar para facilitar la circulación de la sangre y evitar que ocurra nuevamente.

Tratamiento para la Trombosis Venosa Profunda

Las opciones de tratamiento para la trombosis dependen de los síntomas y de la gravedad del caso, incluyendo:

1. Medicamentos Anticoagulantes

Los anticoagulantes, como la Heparina o la Warfarina, son la primera opción de tratamiento para la trombosis venosa profunda, ya que disminuyen la capacidad de la sangre para coagular, diluyen el coágulo y evitan que se formen nuevos coágulos sanguíneos en otras partes del organismo.

Normalmente, en los casos de trombosis en las piernas o brazos, el tratamiento con anticoagulantes es realizado con comprimidos y tiene una duración de tres meses aproximadamente, pudiendo mantenerse por más tiempo si el coágulo es de gran tamaño y demora en diluirse, o en caso que exista alguna enfermedad que de origen a la formación de coágulos.

Existen varios tipos de anticoagulantes, que pueden ser:

  • Inyectables como la Heparina, estos son de acción rápida y el tratamiento se realiza en combinación con comprimidos por vía oral de Warfarina, hasta que las pruebas de coagulación como el tiempo de protrombina y de INR evidencian que la sangre se encuentra en el rango normal de coagulación. Después de alcanzar ese rango (INR entre 2,5 y 3,5), se suspende el inyectable, dejando solo el comprimido oral.
  • En comprimidos, con medicamentos modernos como Rivaroxabán, que son capaces de sustituir a la Warfarina y no necesitan de corrección por el INR. Estos medicamentos poseen un coste elevado y no es necesario iniciarlos en conjunto con los inyectables. Además de esto, deben ser utilizados con cuidado en presencia de algunos factores como: enfermedad renal, edad y peso. 

Para entender mejor cómo funcionan estos medicamentos, conozca cuáles son los anticoagulantes más utilizados y para qué sirven. Además de esto, durante el tratamiento con estos medicamentos, el paciente debe realizarse una serie de exámenes de sangre regularmente para evaluar la consistencia de la sangre y evitar complicaciones, como hemorragias o anemia.

2. Medicamentos Trombolíticos

Los trombolíticos como la Estreptoquinasa o Alteplase, por ejemplo, son utilizados en los casos donde el uso de anticoagulantes por sí solo no son capaces de tratar la trombosis venosa profunda, o cuando el paciente desarrolla complicaciones graves como una embolia pulmonar extensa, por ejemplo.

Por lo general el tratamiento con trombolíticos dura alrededor de 7 días y se realiza vía intravenosa, motivo por el cual durante ese tiempo el paciente debe mantenerse hospitalizado, además de evitar esfuerzos que puedan provocar hemorragias.

Tratamiento para la Trombosis Venosa Profunda

3. Cirugía para trombosis

La cirugía es indicada por el médico en los casos más graves de trombosis venosa profunda, o cuando no es posible diluir el coágulo con el uso de medicamentos anticoagulantes o trombolíticos.

Esta cirugía se realiza con el objetivo de eliminar el coágulo de las piernas o para colocar un filtro en la vena cava inferior, impidiendo el paso del coágulo hacia los pulmones.

Signos de mejoría

Los signos que indican que la trombosis está mejorando surgen algunos días después de haber iniciado el tratamiento, e incluyen: disminución del enrojecimiento en la región y del dolor. La hinchazón de la pierna puede demorar algunas semanas en disminuir, pudiendo ser mayor al final del día.

Signos de que la trombosis está empeorando

Las signos de que la trombosis está empeorando, están relacionadas principalmente con el desplazamiento del coágulo de las piernas hacia los pulmones, pudiendo originar síntomas como: dificultad súbita para respirar, dolor en el pecho, mareos, desmayos y tos con sangre.

Cuando el paciente presenta estos signos que indican que la enfermedad se está agravando, debe acudir de inmediato al hospital o llamar al número de emergencia de su país. 

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto::

Atenção! Só poderemos responder diretamente se deixar o seu email.
Más sobre este tema:

Publicidad
Carregando
...
Fechar

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje