Active las notificaciones para no perder las publicaciones de salud y de bienestar más interesantes.
¿Qué necesitas saber?

Cómo evitar la hinchazón de los pies en el embarazo

Es normal que en el embarazo ocurra hinchazón o retención de líquidos en las piernas y los pies, esto ocurre debido a que hay un aumento en la cantidad de líquidos y de sangre en el organismo de la mujer para poder compensar la demanda del feto.

Además de esto, al final del embarazo, a partir de 5º mes, el útero comienza a ejercer presión sobre los vasos linfáticos de la región pélvica, dificultando la circulación de la sangre en los miembros inferiores, causando la hinchazón de los mismos. Luego del parto también es normal que esta situación se mantenga por un tiempo, siendo más común luego de una cesárea. En cualquiera de los casos, estos consejos podrían ser aplicados.

Cómo evitar la hinchazón de los pies en el embarazo

Consejos para aliviar la hinchazón de los pies

Algunas alternativas que puede aplicar para aliviar la hinchazón de los pies durante el embarazo son: 

  1. Beber bastante agua, puesto que estimula la producción de orina, eliminando el exceso de líquido acumulado en el organismo; 
  2. Utilizar medias de descanso (compresión), estas comprimen los vasos sanguíneos y mejoran la circulación de la sangre en las piernas, evitando la inflamación;
  3. Realizar una caminata leve al inicio de la mañana o al final de la tarde, cuando el sol esté menos intenso, esto ayudará a mejorar la circulación;
  4. Evitar la exposición al calor, ya que esto favorece la retención de líquidos;
  5. Al costarse o sentarse, debe tratar de mantener las piernas elevadas, pudiendo colocarlas sobre una almohada alta para facilitar el retorno sanguíneo;
  6. Tomar jugo de maracuyá con hierbabuena, para prepararlo debe licuar la pulpa de 1 maracuyá con 3 hojas de hierbabuena y ½ vaso de agua. Esto ejercerá un efecto diurético, ayudando a eliminar el exceso de líquidos;
  7. Jugo de piña con zacate limón: licuar 3 rodajas de piña con 1 hoja de zacate limón. Colar y beber;
  8. Lavar las piernas con sal y hojas de naranjo: colocar 20 hojas de naranjo en 2 litros de agua y llevarlas a fuego lento. Cuando comience a hervir añada agua fría hasta que la preparación esté tibia y por último añada media taza de sal gruesa;
  9. Pediluvios (baño de pies), alternando agua caliente y fría. 

Si la mujer embarazada, además de la hinchazón en los pies y en las piernas, presenta otros síntomas como dolor de cabeza intenso, náuseas y visión borrosa, debe contactar de inmediato a su obstetra debido a que estos síntomas podrían indicar que la presión arterial está alta, pudiendo poner en peligro tanto a la madre como al bebé.

Otro síntoma al cual debe mantenerse atenta durante el embarazo es la inflamación repentina de las manos o los pies, debiendo contactar a su médico tratante.

¿Por qué las piernas se inflaman después del parto?

La inflamación de las piernas después del parto es común, esto se debe a la extravasación de líquido de los vasos sanguíneos para la capa más superficial de la piel. Estos síntomas duran de 7 a 10 días y podrían reducirse con caminatas, ingesta de agua y de jugos diuréticos.

Una forma natural recomendada para reducir paulatinamente la inflamación es que la madre se mantenga sentada o acostada con las piernas elevadas, colocando una almohada por debajo de las piernas para mejorar la circulación.

Vea en el vídeo a continuación otras técnicas que puede aplicar:

Tratamiento casero para los tobillos hinchados

109 mil visualizaciones

¿Fue útil esta información?   
 /  No

Si tiene alguna duda, escríbala en el espacio a continuación para que podamos mejorar nuestro texto::

Atenção! Só poderemos responder diretamente se deixar o seu email.
Más sobre este tema:

Publicidad
Carregando
...
Fechar

Puede preguntar

Fechar
¡Es hora de quitarse todas las dudas!
Erro
Erro
Erro
Marque la casilla de verificación anterior.
Enviar mensaje